Ovación

En la ruta al clásico, Cocca y Kudelka se miran de reojo

Central y Newell's comparten los días en que jugarán en las tres fechas que restan antes del derby. Ambos técnicos debutarán en el partido que paraliza a la ciudad.

Domingo 11 de Agosto de 2019

Los equipos rosarinos empiezan a caminar “de la mano” rumbo al gran clásico que se viene por la sexta fecha de la Superliga, previsto para el fin del semana del domingo 15 de septiembre. Es que en las tres fechas que restan desandar hasta el partidazo que paraliza a la ciudad, Newell’s y Central coincidirán en los mismos días para afrontar los cotejos que anteceden al trascendental duelo que tendrá como escenario el Gigante de Arroyito. Está claro que antes del derby hay nueve puntos fundamentales en juego para leprosos y canallas que no pueden desentenderse de ellos porque el promedio requiere de la máxima concentración, partido a partido, para salir airosos de la titánica carrera por la permanencia. Y además no es un dato menor que en los bancos de suplentes debutarán en el clásico el DT auriazul Diego Cocca y el entrenador rojinegro Frank Kudelka. Hay que recordar que en la antesala del derby habrá una fecha Fifa, que incluso potenciará la adrenalina de la previa. La cuenta regresiva ya comenzó.

   La próxima estación, tras el parate de este fin de semana por las elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias (Paso), tanto para Newell’s como Central será el sábado que viene (17/8). En el marco de la tercera fecha los rojinegros recibirán a Unión en el Coloso Marcelo Bielsa, en la que será la segunda presentación en la actual Superliga, tras lo que fue la victoria 2 a 0 ante Central Córdoba de Santiago del Estero en el Parque y luego la suspensión del cotejo de visitante ante Independiente por la segunda fecha, sin confirmación aún sobre cuándo se jugará. Para los leprosos no será un escollo fácil, ya que el Unión de Leonardo Madelón sabe muy bien a lo que juega y suele ser muy astuto de visitante.

   Mientras que ese mismo sábado que viene Central tendrá una excursión de sumo riesgo al Nuevo Gasómetro para enfrentar al San Lorenzo de Juan Antonio Pizzi, que junto a los de Arroyito y Arsenal comparte la cima de la tabla con seis puntos en dos partidos jugados. El canalla viene de derrotar 2 a 1 a Atlético Tucumán y 1 a 0 Talleres. Claro que ahora la visita al Ciclón será una gran medida para cotejar la evolución que viene teniendo el Central de Cocca, que en las primeras fechas tuvo un rendimiento sólido, compacto y muy efectivo a la hora de atacar.

   Luego, por la cuarta fecha, Newell’s y Central volverán a coincidir en el día de salir a jugar. Porque el sábado 24 de agosto los leprosos deberán afrontar la riesgosa visita a Liniers para medirse ante el Vélez del Gringo Gabriel Heinze, uno de los protagonistas de la pasada Superliga. En tanto, Central recibirá a Patronato en el Gigante en un partido vital para la tabla de los promedios.

Mientras que la antesala del clásico será la fecha cinco. En la que suelen cuidarse los jugadores de no recibir una tarjeta roja que los saque del partido más importante de la ciudad. Allí el día compartido de salir al ruedo es el domingo 1º de septiembre. Central viajará a Santa Fe para medirse con Colón, rival también complicado con los promedios y en un escenario como el Cementerio de los Elefantes, siempre chivo para imponerse.

   Por su parte, Newell’s en esa quinta fecha tendrá enfrente al Huracán del ex jugador y técnico leproso Juan Pablo Vojvoda. Será la despedida rojinegra ante su gente en la previa al clásico que se jugará en Arroyito.

   Luego sí llegará el turno de ambos equipos de comenzar la tensa vigilia del derby, que será de dos semanas porque justo hay un parate por fecha Fifa y en el que tanto Cocca como Kudelka tendrán varios días de trabajo para reforzar ideas, mentalizar a los jugadores y poner en cancha a la formación más competitiva posible.

   El derby como es costumbre será un partido que sin duda marcará a ambos entrenadores, en especial porque los dos tendrán su bautismo de fuego en un clásico rosarino que suele catalogar a sus protagonistas como héroes o villanos.

   El único tema que podría romper esta paridad en cuanto a partidos a jugarse antes del clásico es el cotejo pendiente que tiene que disputar Newell’s visitando a Independiente por la segunda fecha. Pero todo indica, al menos así lo exigirán desde el Parque, que su programación pase para después del derby de la ciudad. Newell’s se sintió perjudicado por la suspensión repentina de parte de Independiente que debía jugar por Copa Sudamericana y ahora pedirá patear la pelota para adelante.

   En consecuencia, todo indica que el camino leproso y canalla hasta el clásico será idéntico en cuanto a los días en que deberán afrontar los tres compromisos que restan hasta el partido que paraliza a la ciudad y que este año, además, contará con el dramatismo de que los tres puntos que se dirimen serán cruciales para engrosar la tabla de los promedios.

   Por supuesto que Kudelka y Cocca tienen que mirar como prioridad excluyente el partido más próximo que tienen por delante, ya que cada punto en juego es vital para redondear buenas campañas, pero esto no quita que ya de reojo empiecen a semblantear al clásico rival, en cuanto a virtudes y defectos que encuentren, para llegar totalmente preparados para afrontar el derby. Sí, ya comenzaron a jugar el clásico.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario