Información Gral

Curan en Filadelfia un caso de leucemia alterando virus del sida

Ayudados por esta modificación de la cual retiraron todos los devastadores efectos del sida, los especialistas mejoraron la inmunidad de las células de la niña de forma que combatiera la leucemia.  

Miércoles 12 de Diciembre de 2012

Médicos de un hospital de Filadelfia (este de Estados Unidos) afirmaron haber curado un caso de leucemia en una niña de siete años gracias a un tratamiento experimental que utiliza una forma modificada del virus del sida.

   Tras luchar dos años contra un cáncer de sangre, la pequeña “enfrentaba desalentadoras perspectivas”, según los médicos del Hospital de Niños de Filadelfia.

   En febrero pasado acordaron probar un tratamiento para combatir la leucemia a través de un aliado poco convencional, un alteración genética del virus del sida.

   Ayudados por esta modificación de la cual retiraron todos los devastadores efectos del sida, los especialistas mejoraron la inmunidad de las células de la niña de forma que combatiera la leucemia.

   El tratamiento de Emily Whitehead es uno de los primeros de este tipo y no puede ser considerado aún “una receta mágica”, según el hospital, aunque en el caso de la niña funcionó de manera completa.

   Los médicos retiraron millones de linfocitos T, o células T, de Emily para modificarlos en laboratorio con la alteración del virus del sida y volver a inyectárselos.

   La paciente “no fue tratada con el virus del sida desactivado”, sino que “se extrajeron células de su cuerpo y se las trató para incorporarlos el nuevo gen”, explicó a la AFP Stephan Grupp, pediatra especializado en cáncer.

   Tras el inicio del tratamiento, la niña cayó gravemente enferma a raíz del aumento de una proteína, resultado directo de la implantación de células modificadas.

   Un fármaco permitió frenar la producción de esta proteína y Emily se restableció rápidamente.

   El cáncer ha desaparecido de su cuerpo: “Hemos verificado su médula ósea para ver si la enfermedad había regresado tres y seis meses después del tratamiento y no hay ningún rastro”. La pequeña ha vuelto a su casa y la escuela. Sin embargo, otro niño sometido al mismo tratamiento sufrió una recaída, según el hospital.

   Un total de doce pacientes siguieron este tratamiento experimental, diez adultos y dos niños. Nueve de ellos reaccionaron favorablemente.

   También se precisó que este tratamiento era una opción única para quienes sufren una forma avanzada de leucemia y que no responden a la quimioterapia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS