Edición Impresa

Segunda prueba exitosa del avión privado para el turismo espacial

Dos pilotos y un ingeniero de vuelo iban a bordo cuando la nave alcanzó su velocidad máxima de Mach 1,43 y luego planeó para aterrizar en el puerto aéreo y espacial de Mojave.

Sábado 07 de Septiembre de 2013

 

La compañía espacial del multimillonario británico Richard Branson, Virgin Galactic, realizó anteayer jueves con éxito el segundo vuelo de prueba de su avión suborbital SpaceShipTwo (SS2) que rebasó la barrera del sonido mientras ascendía a 21 kilómetros sobre la superficie terrestre.

   Según ha publicado Branson en el blog de su empresa, el test de su nave comercial ha servido para comprobar el funcionamiento del sistema de despliegue de sus alas que permiten al vehículo reentrar en la atmósfera de forma controlada y aterrizar como un avión.

   El ejercicio se realizó desde el aeropuerto del desierto del Mojave, en el sur de California, y duró 30 minutos.

   El SpaceShipTwo despegó llevado por un avión nodriza que lo transportó hasta los 14 kilómetros de altura, en el límite con la estratosfera, donde se desprendió y los pilotos encendieron el motor cohete que en 20 segundos hizo que el vehículo llegara a su máxima altitud y superara la barrera del sonido.

   Dos pilotos y un ingeniero de vuelo iban a bordo cuando la nave alcanzó su velocidad máxima de Mach 1,43 y luego planeó para aterrizar en el puerto aéreo y espacial de Mojave.

   Tanto la altura como la velocidad excedieron los niveles logrados en la primera prueba de abril.

   “Este es un paso gigantesco”, dijo Branson que anunció que su compañía estableció el récord de altura para un vuelo de un vehículo comercial con alas.

   Virgin Galactic aspira a poder iniciar sus viajes turísticos suborbitales en 2014. Una experiencia exclusiva que tiene un costo por pasaje de 250.000 dólares. Alrededor de 630 personas han hecho ya la reserva de una plaza y la empresa ha recaudado ya más de 80 millones de dólares en depósitos.

   El SpaceShipTwo es un avión suborbital de lanzamiento aéreo destinado al turismo espacial. Es llevado por una nave nodriza, la White Knight, un reactor que tiene una configuración diseñada especialmente para dar cabida a la nave cohete en medio de sus alas.

   El SpaceShipOne alcanzó el primer vuelo supersónico el 17 de diciembre de 2003, pilotado por Mike Melvill, quien se convirtió así en el primer licenciado como astronauta comercial de EEUU.

   La nave es tripulada por un piloto y tiene capacidad para dos pasajeros. Tiene una envergadura de 8 metros y mide 8,53 metros de largo. Pesa en vacío 1.200 kilos. Está impulsado por un cohete que consume el combustible en 87 segundos a una velocidad máxima de 3.518 kilómetros por hora. Alcanza 112 mil metros de altitud.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS