Información Gral

El Papa dijo que "dos o tres palmadas en el traste de los chicos no vienen mal"

El pontífice recordó anécdotas de su infancia y criticó a los países que "castigan al padre o a la madre que le pega al menor, pero tienen leyes que les permiten matar a los chicos antes de que nazcan".

Lunes 25 de Mayo de 2015

El Papa Francisco reiteró ayer que está a favor de que los padres les den un chirlo a sus hijos, al recordar una anécdota de su infancia y cuestionó las “contradicciones” que se dan en países que penan a las familias por castigar a los niños, pero tienen leyes que permiten “matar a los chicos” antes de nacer. En su entrevista con el diario La Voz del Pueblo, de la ciudad bonaerense de Tres Arroyos, el pontífice volvió a contar la misma anécdota que hizo pública durante una audiencia general en la Plaza San Pedro, en la que relata con detalles la paliza que recibió de sus padres por haberle dicho algo inapropiado a una maestra de cuarto grado.

“Yo estaba en la preadolescencia, tenía unos 10 u 11 años, y la maestra no recuerdo qué dijo y yo largué un término que no correspondía. Y me escuchó. Cuando salimos al recreo me dijo: «Eso no se dice, así que te voy a mandar una nota para que venga tu mamá mañana»”, memoró. “Mi mamá fue, la maestra salió del aula y me mandaron a llamar. Y mi mamá muy tranquila me comentó: «Lo que le dijiste a la maestra no se dice, ella trabaja para enseñarte, para hacerte hombre, así que pedile perdón». Le pedí perdón a la maestra, me dio un beso y me dijo que volviera al aula. Y un poco dije, «ya está, la pasé». Pero ese fue el primer capítulo, el segundo fue cuando llegué a casa. Ahí sí cobré lindo”, sostuvo. Tras reconocer que hoy “los métodos de castigo a los chicos cambiaron, hay otra sensibilidad”, señaló que “en aquella época te daban dos cachetazos y listo”.

“Siempre digo: «Nunca le den un cachetazo en la cara a un chico porque la cara es sagrada, pero dos o tres palmadas en el traste no vienen mal’”, precisó. “Lo dije en la audiencia una vez y algunos países me criticaron. Son países que tienen leyes de protección al menor muy estrictas. El Papa no puede decir eso. Pero curiosamente esos países, que incluso castigan al padre o a la madre que le pega al menor, tienen leyes que les permiten matar a los chicos antes de que nazcan. Esas son las contradicciones que vivimos ahora”.
 

Los medios. El siguiente es un tramo del diálogo entre el Papa y el periodista Juan Berretta, que publicó ayer el diario La Voz del Pueblo, de Tres Arroyos.

“Los medios de comunicación también toman una palabra y por ahí la descontextualizan. El otro día en la parroquia de Ostia, cerca de Roma, voy saludando a la gente, y habían puesto a los ancianos y a los enfermos en el gimnasio. Estaban sentados y yo pasaba y los saludaba. Entonces dije: «Miren qué divertido, acá donde jugaban los chicos están los ancianos y los enfermos. Yo los comprendo a ustedes porque también soy anciano y también tengo mis achaques, soy un poco enfermo». Al otro día salió en los diarios: “« Papa confesó que estaba enfermo». Contra ese enemigo no podés.

  -¿Y está encima de todo lo que se publica?
  - No, no. Diario leo solamente uno, La Repubblica, que es un diario para sectores medios. Lo hago a la mañana y no me lleva más de diez minutos ojearlo. Televisión no veo desde el año 1990 (se toma el tiempo para responder). Es una promesa que le hice a la Virgen del Carmen en la noche del 15 de julio de 1990.

  -¿Por un motivo en particular?
  -No, no, me dije esto “no es para mí”.

  -¿No ve los partidos de San Lorenzo?
  -No veo nada.

  -¿Cómo se entera de los resultados?
  -Hay un guardia suizo que todas las semanas me deja los resultados y cómo va en la tabla.

  -Usted, entre los Papas, ¿sería un Messi o un Mascherano?
  -No sabría decirte porque no sé distinguir el estilo de los dos porque no veo fútbol. Messi vino dos veces acá y nada más, no lo he visto.

  -¿Navega por internet?
  -Nada. Y dar entrevistas jamás, ahora se me ha dado, es el estado de gracia. Antes enfrentarme a un periodista me daba pánico.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS