Información Gral

El rapto de un mormón causó el alerta de EEUU

Un pastor estadounidense sufrió un secuestro exprés en la localidad bonaerense de Ciudadela y la embajada de ese país reaccionó.

Jueves 02 de Octubre de 2014

El secuestro exprés de un pastor mormón estadounidense en la localidad bonaerense de Ciudadela y el robo de su camioneta fueron el disparador del mensaje de la embajada de ese país sobre la inseguridad en la Argentina, que motivó una airada reacción de la presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner.

Así lo informó ayer a DyN una fuente de la embajada de los Estados Unidos, que identificó a la víctima como David Raúl Robertson, de 52 años, y residente en el partido bonaerense de San Isidro.

"El señor Robertson se comunicó con nosotros e hizo la denuncia. Por ese incidente y el incremento general de crímenes contra ciudadanos estadounidenses en los últimos meses, la embajada emitió el mensaje (de alerta sobre la inseguridad)", confió la fuente.

Robertson conducía, un día de la semana pasada que la fuente no supo precisar, su camioneta Toyota Hilux por la localidad de Ciudadela (partido de Tres de Febrero), cerca del acceso Oeste y la avenida General Paz, y fue interceptado por varios delincuentes armados.

Los maleantes tomaron el control de la 4x4 y se dirigieron hacia la Capital Federal, donde dejaron libre a Robertson en el barrio porteño de Liniers, luego de quitarle el dinero, una computadora portátil y teléfonos celulares.

Abandonada. La camioneta apareció horas más tarde abandonada en Lomas del Mirador (La Matanza) y Robertson fue auxiliado por automovilistas y vecinos de Liniers, que le ayudaron a regresar a su domicilio. Las fuentes diplomáticas dijeron que este hecho provocó la nota de Estados Unidos, difundida con membrete del Departamento de Estado norteamericano.

"La Embajada de Estados Unidos informa a los ciudadanos estadounidenses que residen o se encuentran de viaje en la Argentina que en los últimos meses ciudadanos estadounidenses denunciaron una cantidad de crímenes ante la embajada", decía el texto, titulado "Mensaje de Seguridad para los estadounidenses. Advertencia general de seguridad". Se recomendó "prestar atención a los alrededores", "mantener un alto nivel de vigilancia" y "tomar las medidas adecuadas para fortalecer la seguridad personal".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario