Policiales

Hallan muerto de 64 puñaladas a Sarjanovic y arrestan a dos mujeres

Carolina Saguer, de 38, fue arrestada con su madre a la vera de una ruta en Córdoba, a 470 kilómetros de Rosario. El cadáver estaba en un departamento de Moreno al 500.  

Martes 08 de Septiembre de 2015

Diego Sarjanovic, el empleado de una empresa de catering desaparecido el viernes, fue hallado la madrugada de ayer asesinado de 64 puñaladas en un departamento del macrocentro de Rosario. Como principal sospechosa del salvaje crimen aparece una mujer de 38 años que fue detenida en la provincia de Córdoba.

Carolina Virginia Saguer había declarado como testigo durante la búsqueda, cuando confirmó su vínculo comercial con la víctima y dijo que había pactado encontrarse con él, pero que no alcanzó a verlo. Después se fugó y ayer fue encontrada semidopada dentro de una auto junto con su madre —también arrestada— en un campo cercano a la localidad cordobesa Las Vertientes, a 470 kilómetros de Rosario.

Lo peor. La peor presunción sobre la suerte del Sarjanovic, de 44 años, se hizo realidad. Ayer la Fiscalía de Homicidios confirmó el cuerpo sin vida fue encontrado pasada la media noche del domingo en el interior de un departamento de propiedad horizontal ubicado en Moreno 511.

Los informes preliminares de la autopsia revelaron que el empleado de Mc Catering tenia nada menos que 64 heridas de arma blanca en distintas partes del cuerpo, y que el deceso dataría de entre 24 y 48 horas antes del hallazgo. La víctima habría ofrecido cierta resistencia ya que en principio se advirtieron marcas defensivas en los brazos.

Aunque no se constató aún, los investigadores especulaban con la posibilidad de que pudo haber sido dopado o adormecido para vulnerarlo en virtud de la fortaleza física de un hombre con una contextura física de 1,90 metro. A poca distancia suya se halló un cuchillo de hoja ancha que será sometido a pericias para determinar si fue el utilizado para perpetrar el ataque, que por la multiplicidad de heridas parece provocado por una persona con una ira irrefrenable.

Deuda. Según trascendió extraoficialmente, el hecho tendría vinculación con el reclamo por una supuesta deuda de dinero que la detenida, ex empleada Mc Catering, mantenía con Sarjanovic, quien le habría facilitado fondos para iniciar un emprendimiento textil (ver aparte).

En ese sentido ayer se barajaban cifras no constatadas judicialmente, que van de 400 mil pesos hasta varios millones. Tampoco se descarta que en esa operación en la que sólo aparece la mujer y el hombre fallecido hayan tenido injerencia otras personas. También apareció la venta de un fideicomiso de parte de la principal sospechosa como parte de las transacciones económicas.

Allanamientos. Tras 72 horas de intensos rastrillajes y operativos para dar con el paradero de Sarjanovic, el fiscal de Homicidios Miguel Moreno recibió el domingo por la tarde una serie de datos que entrecruzó con otros y de inmediato ordenó dos allanamientos a viviendas particulares. Es que familiares y allegados a la detenidas denunciaron también que éstas habían desaparecido y desconocían su paradero, lo cual llevó al fiscal sospechar de su conducta y disponer una serie de medidas para conocer sus domicilios.

El primer allanamiento se desplegó en un departamento del 5º piso del edificio de Moreno 511. Tras derribar la puerta del inmueble, accedió al lugar una comisión integrada por la Policía de Investigaciones (PDI), personal de la comisaría 3ª y el gabinete criminalístico. Allí se toparon con el cadáver del empleado jerárquico de Mc Catering. Al confirmar la peor novedad, Moreno dijo se llegó a ese lugar por "ciertas relaciones y coincidencias" que derivaron en el allanamiento de ese domicilios y de otro en Pellegrini al 1400.

En rueda de prensa, Moreno confirmó el hallazgo del cuerpo y señaló que "presentaba muchas heridas de arma blanca", ya que a esa hora no tenía el informe de la autopsia que confirmaría las 64 puñaladas en el cuerpo. Al parecer, los puntazos que le provocaron la muerte a Sarjanovic fueron en el cuello. Asimismo, sostuvo que de acuerdo a la evaluación preliminar del médico policial la muerte databa "de entre 24 y 48 horas."

Sobre el momento preciso de la asesinato, Moreno indicó que se está en plena recolección de evidencias. "Recogimos un par de testimonios pero vamos a hacer un relevamiento de todo el edificio. Se escucharon gritos y movimientos de muebles aparentemente el viernes".

Más tarde otra comisión se trasladó hasta una vivienda de Pellegrini al 1400 donde viven las sospechosas y funciona un pequeño taller de costura. En tanto, el auto de Sarjanovic, un Volkswagen Surán blanco dominio IYR 150, fue encontrado ayer al mediodía estacionado en una cochera de Moreno 459, a una cuadra del departamento donde la víctima habría llegado voluntariamente el mismo viernes que desapareció.

Sospechada. Sobre las motivaciones del crimen y la marcha de la investigación, el fiscal confirmó que "una mujer está sospechada en principio". Se refería a Saguer, detenida junto a su madre Alicia F., de 60 años, ayer a la mañana dentro de su auto en un campo al costado de la ruta Nº 8, en el kilómetro 637 jurisdicción de la localidad cordobesa Las Vertientes (ver aparte).

Saguer es una ex empleada de Mc Catering que el viernes fue convocada para declarar como testigo en el marco de la búsqueda (ver página 35). En ese contexto reconoció la vinculación comercial con Sarjanovic y admitió que ese día debía encontrarse con él para definir una transacción, pero aseguró que Diego nunca llegó a su encuentro. Lo cierto es que 48 horas después lo hallaron ferozmente apuñalado en una vivienda que la vincula directamente con el hecho.

—¿Se puede establecer que hubo una relación comercial y hasta amorosa entre estas personas?

—Es tan probable como improbable. En estos momentos lo desconocemos, pero evidentemente está vinculado al círculo de Sarjanovic. El móvil estamos tratando de establecerlo. Se han brindado declaraciones que han delineado ciertos móviles. Pero nosotros, por un deber de objetividad y apego a la evidencia con la que contamos, no estamos en condiciones de hacer estas aseveraciones.

Con ese nivel de reserva contestó el fiscal Moreno ante una pregunta puntual, y con la cual dejó en claro que si es necesario buceará en el entramado económico del que hablan incluso allegados a la víctima para esclarecer el homicidio. "Desconozco el monto del préstamo de dinero y es materia de investigación en tanto resulte de utilidad para el esclarecimiento del caso", insistió.

El fiscal acumula evidencias mientras espera el regreso de Córdoba de Saguer y de su madre, principales sospechosas del crimen de Diego Sarjanovic. Aunque con distintos roles y participación, serían imputadas por el hecho en una audiencia prevista para las próximas horas en Tribunales.

Nunca llegó. Sarjanovic vivía en barrio San Eduardo, al oeste Fisherton. El hombre había salido de su casa el viernes cerca a las 8.15, y según informaron desde la empresa de catering para la que trabajaba como gerente financiero, se dirigía al microcentro de la ciudad para realizar una transacción en la sucursal del banco Comafi ubicada en Mitre y Santa Fe.

En esa entidad financiera iba a recibir una suma de dinero que debía transferir o traspasar en otro lado. Pero nunca llegó a ese lugar donde lo aguardaba otro empleado de la empresa quien fue el primero en alertar acerca de la desaparición.

"Las detenidas parecían dopadas"

“El auto estaba detenido como fondeado dentro de un campo, detrás de unos árboles. Las mujeres parecían dopadas, bajo los efectos de alguna medicación. Se decidió que fueran revisadas por un médico”, indicó el comisario Daniel Corbellini, del área de Inteligencia de la PDI desde donde se monitoreó el celular de Carolina Saguer para determinar su ubicación. Así el personal ubicó a las mujeres en un campo a la vera de la ruta Nº 8, a la altura del kilómetro 637.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS