Información Gral

Los guardavidas marplatenses bloquearon el acceso a balnearios

Guardavidas de Mar del Plata que están en conflicto por aumentos salariales bloquearon ayer durante cuatro horas los tres accesos a los 24 balnearios del complejo Punta Mogotes, lo que generó complicaciones en el tránsito e incidentes con turistas.

Lunes 03 de Enero de 2011

Guardavidas de Mar del Plata que están en conflicto por aumentos salariales bloquearon ayer durante cuatro horas los tres accesos a los 24 balnearios del complejo Punta Mogotes, lo que generó complicaciones en el tránsito e incidentes con turistas. El sueldo de los salvavidas ronda los 4.000 pesos.

Resultaron bloqueados los pasajes que comunican la avenida Martínez de Hoz con los estacionamientos de los 20 balnearios, donde los guardavidas del sindicato Sugara contaron con apoyo de militantes de otros gremios locales, entre ellos del de los camioneros.

Fuentes sindicales dijeron que la medida de fuerza se aplicó en balnearios que van desde la zona de Playa Grande hasta las ubicadas al sur del Faro pero afectó mayormente a la zona de Punta Mogotes, donde hubo algunos incidentes.

El Ministerio de Trabajo bonaerense convocó a los guardavidas, a los empresarios y a la Municipalidad una audiencia de conciliación que se realizará hoy a las 15 en las oficinas de la delegación marplatense.

Los piquetes por un aumento de sueldos fueron instalados desde ayer a las 11 y fueron mantenidos casi cuatro horas hasta que los delegados de los guardavidas recibieron el compromiso de las empresas de realizar hoy una nueva reunión.

Los manifestantes habían asegurado que si no lograban una pronta respuesta de los empresarios a su reclamo de un aumento salarial del 30 por ciento, planeaban realizar mañana un paro total.

La protesta contó con situaciones de violencia cuando algunos turistas se enfrentaron con manifestantes que les impedían el paso a los balnearios, donde habían quemado neumáticos y ramas.

Ante ello, personal de Tránsito del municipio implementó un operativo de desvío de vehículos para evitar mayores inconvenientes, por lo que muchos turistas debieron dejar sus automóviles a dos cuadras del acceso a los balnearios y caminar desde allí hasta las playas.

Varios “trapitos” cobraban hasta 50 pesos a turistas para cuidarles los autos. La Municipalidad los dispersó.

Encima, la grúa. Para colmos, cuando había finalizado la protesta y varios turistas regresaron a buscar sus vehículos para estacionarlos en los balnearios se enfrentaron a un problema colateral: grúas del sistema de tránsito se llevaron varios automóviles por haber sido estacionados en lugares no permitidos para ello.

El titular del sindicato local de guardavidas, Néstor Nardone, dijo que “desde hace semanas venimos pidiendo que nos paguen un 30 por ciento de aumento, tal como ya lo concedió el Municipio a unos 400 trabajadores del sector”.

“La medida de fuerza llega como respuesta a la negación de la Cámara a otorgar el incremento y el pago de los quince días de noviembre”, explicó.

Además, sostuvo que había ochenta socorristas que aún no han cobrado el medio sueldo correspondiente a noviembre. “Eso es algo que nos tienen que pagar. Es una disposición municipal que no pueden ni deben desobedecer”, reprochó Nardone. (DyN)

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario