..

Volvieron a Reconquista una joven desaparecida y su bebé

Florencia Sandrigo y su hija Alma habían dejado su casa el 30 de noviembre. Fue un caso muy sonado que llevó a buscarlas en Rosario.

Miércoles 05 de Marzo de 2014

Florencia Sandrigo, la chica de 17 años quien junto a su beba Alma Catalina, de ocho meses, había desaparecido hacía más de tres meses de su casa en Reconquista, regresó a su casa materna. Y también apareció Isaías, novio de la menor y padre de la bebé, que era buscado por la Justicia.

La larga búsqueda de la chica y la bebé comenzó tras saberse que el 30 de noviembre, a las 22, la adolescente salió de su casa diciendo que iba a ver a unas amigas. Cerca de las 3 de la madrugada del día siguiente se comunicó por teléfono avisando que estaba volviendo a casa, pero nunca lo hizo. Inmediatamente comenzó una búsqueda intensa por diversos lugares hasta que se enteraron de que había desaparecido junto a su novio, Isaías Ledesma.

El padre de la bebé quería ver a su hija pero, según dichos de la propia Florencia en un video, Amalia no permitía el contacto. Ledesma era también buscado por la Justicia por otra causa en la que está implicado y en la que había jurado no desaparecer. Ahora deberá volver a fijar domicilio y continuar bajo custodia judicial.

Intensa búsqueda. Florencia y Alma fueron intensamente buscadas por sus familiares en Reconquista y también en Rosario, donde tenían información de que podían estar viviendo. Incluso, hubo una manifestación con centenares de personas pidiendo más celeridad en la búsqueda policial, que siempre se mostró con confianza.

"Los padres de Florencia tienen todo el derecho de saber dónde está su hija, pero ella también tiene derecho a decidir dónde y con quién estar", manifestó en su oportunidad la jefa de Seguridad Personal de la Unidad Regional II de policía, Mariel Arévalo, quien investigó en Rosario la desaparición de la chica de 17 años y su beba.

Más de tres meses. Ahora, y después de más de tres meses, en las primeras horas del lunes pasado ambas aparecieron y están nuevamente bajo la tutela de Amalia.

Largas serán las charlas en familia para poder saber qué pasó y por qué desaparecieron. También la menor podrá decidir su futuro en sólo unos meses, cuando sea mayor de edad, y podrá volver a buscar cobijo con su novio o continuar la vida con su madre.

En cuanto a la beba, las autoridades informaron que está bien de salud. Fue la propia madre la que le pagó los pasajes para que puedan volver porque desde hace unos días ya había contactos entre ellos. Se realizaron todos los trámites policiales y judiciales.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario