Turismo

Las Siete Maravillas Naturales de la Argentina

La fundación New 7 Wonders of the World dio a conocer los resultados de la iniciativa de la que participaron más de un millón de personas

Domingo 12 de Mayo de 2019

Las Salinas Grandes, el Glaciar Perito Moreno, los parques nacionales Talampaya y Nahuel Huapi, la Selva Misionera, el río Mina Clavero y el Bañado La Estrella fueron elegidas por la gente esta semana para convertirse en las 7 Maravillas Naturales de la Argentina.

Las distinciones, que alcanzan a destinos distribuidos en ocho provincias y tres parques nacionales, fueron anunciadas en el Centro Cultural Borges por la organización 7 Maravillas Argentinas, luego de seis meses en que se recibieron más de un millón de votos. “Fue un proceso emocionante. Nos propusimos traer a la Argentina una idea que la fundación New 7 Wonders of the World desarrolló en el mundo”, sostuvo Daniel Weigandt, director de contenidos de la organización.

Según explicó, la fundación internacional a cargo del certamen fue la misma que en 2011 organizó el concurso por el cual las Cataratas del Iguazú fueron nominadas como una de las Nuevas Siete Maravillas del Mundo. “Arrancamos con 417 nominaciones que cumplían con los requisitos y hubo una primera etapa de votación que redujo a 77 las posibles maravillas naturales. Luego intervino un panel de expertos en turismo y cultura, que determinaron en otro protocolo los 28 finalistas que finalmente participaron”, indicó sobre los candidatos que fueron elegidos por el público.

El primer ganador que se dio a conocer –aunque se aclaró que los siete tienen el mismo grado de distinción– fue Salinas Grandes, en Jujuy, un desierto de sal de más de 210 kilómetros cuadrados a unos 3.600 metros sobre el nivel del mar.

Luego se anunció al Glaciar Perito Moreno, en el Parque Nacional (PN) Los Glaciares, en Santa Cruz, la gran masa de hielo “viviente” de 32 kilómetros por cinco, internacionalmente famoso por estar entre los 15 glaciares más espectaculares del mundo.

El Parque Nacional Talampaya, en el desierto rojo de La Rioja, que en sus 220 mil hectáreas contiene riquezas arqueológicas, geológicas y naturales, además de singulares geoformas y atractivos paisajes, fue el siguiente destino nominado y suma este galardón al de Patrimonio de la Humanidad, que le otorgó la Unesco en 2000. Se encuentra ubicado en el centro-oeste de la provincia de La Rioja, entre los departamentos Coronel Felipe Varela e Independencia.

Después de los desiertos y el frío le llegó el turno a los bosques húmedos y cálidos de la Selva Misionera, que entre sus variadas especies vegetales por valles, cerros y llanuras, alberga especies muy particulares, como el yaguareté y el tatú carreta. En la Selva Misionera conviven más de 400 especies de aves que inundan el follaje de árboles gigantes. La selva ocupa un 35% del territorio de la provincia de Misiones.

El quinto en ser anunciado fue el río Mina Clavero, en la provincia de Córdoba, que atraviesa la localidad del mismo nombre, en el Valle de Traslasierra, con sus aguas frías y curativas que nacen en la Pampa de Achala. El río está formado a partir de la confluencia de varios arroyos caudalosos que bajan de la Pampa de Achala.

Le siguió otro parque nacional, el Nahuel Huapi, el primero del país y que se extiende por las provincias de Río Negro y Neuquén, con el gran lago del mismo nombre, montañas de nieves eternas y el centro de esquí más importante de América Latina, además de paisajes de la Patagonia Andina que son postales en todo el mundo. Sobre las costas del lago Nahuel Huapi se encuentran las ciudades de Bariloche y Villa La Angostura.

El último, y que muchos consideraron un “tapado”, fue el Bañado La Estrella, de Formosa, que aunque menos difundidos que otros destinos turísticos tiene gran valor paisajísitico y natural, ya que con sus 400.000 hectáreas es el tercer humedal de Sudamérica, con la mayor variedad de avifauna del país y mamíferos protegidos como el aguará guazú y el oso hormiguero.

Los organizadores destacaron la importancia de esta elección para los ganadores, porque la distinción es para siempre, ya que no habrá otro concurso de Siete Maravillas Naturales en el país. El director de N7W, Jean Paul de la Fuente, estuvo presente en el acto y dijo a la agencia Télam que estaba muy feliz con los siete lugares. “Me parece que tienen una representación geográfica nacional y de diversidad completa, y más que nada representan el deseo de la gente que votó, la que hizo campaña, que se involucró y participó para tener las 7 Maravillas Naturales Argentinas”, expresó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario