Turismo

Aventuras en el azul profundo

Islas Caimán ofrece una experiencia submarina en un naufragio histórico, el navío Kittiwake.

Domingo 21 de Julio de 2019

Las Islas Caimán son un territorio británico situado a una hora de distancia de Miami. Este territorio está formado por tres islas: Grand Cayman, la más grande de todas, Cayman Brac y Little Cayman, muy cercanas unas de otras. Pero debido a su peculiar situación geográfica, estas islas se convirtieron en una parada obligada para buzos de todo el mundo que buscan nuevas aventuras submarinas.

   Las islas cuentan con 365 puntos de buceo para todos los niveles y perfiles, pero existe un lugar imperdible que a los buzos de todo el mundo les encanta experimentar cuando visitan Caimán.

   El histórico navío Kittiwake fue construido por Savannah Machine & Foundry Co. (Savanna, Georgia) y, mientras estuvo en servicio, su misión principal era la de rescatar marineros de submarinos abatidos. Era prácticamente un buque de buceo. Estuvo en servicio desde 1945 hasta 1994, siendo su tarea más memorable la diligente recuperación del transbordador espacial Challenger.

   Este icónico navío fue hundido en el extremo norte de Seven Mile Beach, en la parte Oeste de Grand Cayman, para el disfrute de los buzos locales e internacionales. Tras el hundimiento en enero del 2011, la embarcación se transformó en un entorno increíble y dinámico lleno de vida marina.

   Desde entonces se ha convertido en un lugar muy demandado por buzos certificados de todos los niveles, ya que es de fácil exploración por estar a 17 metros bajo el agua y es fácilmente accesible, como también es disfrutado desde la superficie al hacer snorkel. Los buzos admiran las cinco cubiertas del navío, llenas de raras esponjas, meros gigantes, peces ardilla y erizos.

   Ocean Frontiers es uno de los operadores locales en Grand Cayman que ofrece salidas de buceo a esta pieza histórica. Según la empresa, el Kittiwake es el naufragio esencial del Caribe debido a que todas las cubiertas son accesibles y está lo suficientemente superficial como para disfrutar de una inmersión de 60 minutos y ver todas las zonas destacadas del hundimiento.

   El navío es una embarcación enorme de unos 76 metros, e incluso con una visibilidad cristalina en el agua de 30 metros, su popa se aleja y se pierde entre las distantes sombras fuera del alcance de la vista. Esta inmersión es apta para todos los buzos certificados sea cual sea su nivel, y para los primerizos, es guiada.

   También es un lugar excelente para hacer fotos y vídeos. Ocean Frontiers ofrece inmersiones en el naufragio del Kittiwake en salidas de un tanque.

   Los visitantes que no buceen pueden nadar con snorkel por la superficie para ver así las cubiertas principales y la topografía de la nave, además de poder mirar el interior de la chimenea que llega hasta la base del casco y la sala de máquinas.

   El Sunset House, un resort de buceo en Grand Cayman que ofrece salidas al naufragio, explica que, externamente, la cofa, el mástil y la enorme estructura de popa fueron recortadas y reinstaladas para hacer que la altura fuese adecuada para las aguas de Caimán. Las cubiertas superiores alojan los dos puentes (un puente exterior y otro interior que permiten operar con mares pesados) y la sala de radio y navegación. En la cubierta principal, desde la proa a la popa, los visitantes que entren encontrarán la sala recreativa, el comedor, la sala de planchado, un pequeño taller de herramientas y las cámaras de recompresión.

   El Kittiwake está situado en un parque marino que está protegido por las leyes de las Islas Caimán, y no se permite tocar o tomar nada, llevar guantes o pescar en el lugar. Se debe abonar una entrada para la visita, proporcionada por un operador autorizado; la recaudación es utilizada para el mantenimiento y protección constante del naufragio y los arrecifes naturales. Se hace una excepción con respecto a la prohibición de pescar si se trata del pez león, pues es una especie invasiva de las aguas de las Caimán.

Custodios del naufragio

Divetech, otro operador ubicado en Grand Cayman, informa que las anguilas de jardín que aparecen en la arena que rodea al barco atraen a las rayas sureñas y rayas águila, así que asegúrense de poder avistarlas. Se pueden encontrar todo tipo de simpáticas criaturas viviendo en la estructura, desde pequeños seres como la gamba limpiadora, el gusano de fuego, el cangrejo araña y el camarón limpiador bandeado, hasta animales más grandes como la barracuda, bancos de jureles blancos, tortugas e incluso meros gigantes.

   Su excursión de dos tanques comienza con una inmersión en la pared principal, seguida de una superficial en una parte pequeña de la pared. Cada inmersión tiene una duración de 60 minutos, con un descanso de 45 minutos en superficie entre ambas. Los invitados pueden seguir al guía de la inmersión, o explorar por su cuenta en parejas.

   Existen todo tipo de cosas geniales que se pueden descubrir en el naufragio, y diversos operadores experimentados ofrecen visitas a este lugar. La empresa Red Sail Sports ofrece una inmersión de dos tanques en Kittiwake y el arrecife (se bucea en el naufragio y en un arrecife superficial cercano).

   Los aficionados al snorkel son bienvenidos en estas inmersiones. También tienen una inmersión de un tanque en Kittiwake determinados días de la semana. Además, ofrecen un servicio de navegación a Kittiwake y al arrecife exclusivamente para los practicantes de snorkel, a bordo de sus lujosos catamaranes, tres días a la semana.

   Don Foster’s es una empresa de buceo que se estableció en la isla en 1982, y también ofrece excursiones a buzos y aficionados al snorkel. Van al Kittiwake dos veces por semana en inmersiones guiadas sobre las dos de la tarde.

   La empresa no combina esta visita con otras inmersiones, y se quedan allí durante más o menos hora y media para dar tiempo a que los visitantes la disfruten. El Kittiwake es un lugar que todos los buzos y fans del snorkel deberían visitar al menos una vez en la vida en su viaje a las Islas Caimán.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario