La Ciudad

Tributo a Bocacha Orellano: piden reconvertir el boliche Ming en un centro cultural y de asesoría legal

El papá del joven cuyo cadáver apareció flotando en el río Paraná en febrero de 2020 tras haber discutido con un patovica sigue buscando justicia por su hijo.

Miércoles 24 de Febrero de 2021

Este miércoles se cumple un año de la muerte de Carlos "Bocacha" Orellano, el joven cuyo cadáver apareció flotando en las aguas del río Paraná luego de haber asistido al boliche Ming River, en La Fluvial, de donde fue echado tras haber discutido con un patovica. Para recordarlo, sus familiares -encabezados por su papá Edgardo-, pesentaron en el Concejo Municipal un proyecto para reconvertir el lugar en un espacio de memoria, centro cultural y un centro de asesoramiento legal para familiares de víctimas de hechos de violencia institucional.

La noche del domingo 23 de febrero de 2020, en la previa del feriado de Carnaval, Orellano fue con un grupo de amigos al boliche Ming. Según surgió de la investigación judicial, fue expulsado del local tras un altercado con una patovica cuando ingresó a un sector VIP.

Dos días después su cadáver apareció en las aguas del Paraná, a metros de la disco. En diciembre pasado fueron imputados cuatro policías por delitos relacionados con el caso: Karina G. y Gabriel N., que hicieron adicionales la noche del hecho, por incumplimiento de deberes de funcionario público y falsedad ideológica de instrumento público agravado, y al ex jefe de la comisaría 2ª Pablo B. y a Brenda L., por incumplimiento de deberes de funcionario público por no secuestrar las cámaras de seguridad del boliche y de la zona. Solo Gabriel N. quedó con prisión preventiva. En febrero de este año Una mujer policía y dos patovicas que trabajaron en el boliche Ming River House, la noche en que murió luego de caer en las aguas del río Paraná Carlos “Bocacha” Orellano, también fueron detenidos e imputados.

bocacha.jpg
Edgardos Orellano, padre de Carlos "Bocacha" Orellano, presentó un proyecto en el Concejo para reconvertir el boliche Ming en un centro cultural.

Edgardos Orellano, padre de Carlos "Bocacha" Orellano, presentó un proyecto en el Concejo para reconvertir el boliche Ming en un centro cultural.

"Un espacio para la memoria"

En diálogo con La Capital, Edgardo Orellano comentó algunos aspectos del proyecto que será presentado a las 11 ante los concejales y explicó que "la idea principal es que el boliche Ming pase de ser un antro de perdición a ser algo útil para la sociedad. Tiene que ser un espacio para la memoria, para que no se olviden de lo que pasó a Carlitos y a tantos muchachitos que han matado y han tirado al agua".

“Pero también queremos que allí se establezca un centro cultural. Carlos era percusionista. La música era su pasión, tocaba el bombo en festivales folclóricos o peñas y también lo hacía en la cancha. Por eso entendemos que una buena manera de homenajearlo es que en ese sitio también haya lugar para la música, para las artes en general. Y sobre todo orientado a la juventud, para brindarles contención, para que encuentren un horizonte ahí que ls permita salir adelante, a través de talleres, de educación y de oportunidades, que es lo que menos tienen y más necesitan”, explicó, para agregar que este miércoles, a las 18, se realizará otro homenaje a su hijo en el lugar donde funcionada el clausurado boliche Ming.

El dolor de la familia y los amigos

El papá de Bocacha añadió que "además de ser un centro cultural, lo más importante es ubicar un centro de atención a los familiares de las víctimas de hechos de violencia como el que nos tocó vivir a nosotros, que será atendido por profesionales comprometidos con los derechos humanos. El Estado les paga un abogado defensor a los asesinos, pero a las víctimas no hay letrado que los asista. Las familias no tienen recursos, no saben cómo moverse, entonces el fiscal duerme la causa y el asesino quede impune".

También resaltó que la idea es dar cursos sobre antropología forense y allí volvió a cuestionar al Instituto Médico Legal. "Acá vemos muchos casos que han pasado por el IML donde han diagnosticado muertes súbitas que terminaron siendo asesinatos. O casos en donde un crimen era explicado como un ahogamiento. Por eso queremos ese lugar para que allí se enseñen aspectos de ese tipo".

bocacha1.jpg
Edgardos Orellano, padre de Carlos "Bocacha" Orellano, presentó un proyecto en el Concejo para reconvertir el boliche Ming en un centro cultural.

Edgardos Orellano, padre de Carlos "Bocacha" Orellano, presentó un proyecto en el Concejo para reconvertir el boliche Ming en un centro cultural.

Al hablar de la posibilidad de poder reconvertir el predio que ocupaba Ming, Edgardo Orellano lamentó que haya tantos boliches ubicados sobre la costa rosarina: "La costa tiene 17 kilómetros de largo y no hay un solo espacio público, está todo ocupado por boliches, clubes y guarderías náuticas. Yo soy pescador y nuestra gente no tenía un solo lugar para descargar la mercadería. Aparte, a mí nadie me quita de la cabeza que por la zona en donde estaba Ming era el lugar del río por donde entraba droga a Rosario".

>> Leer más: Una mujer policía y dos patovicas detenidos por la muerte de Carlos "Bocacha" Orellano

Acerca de cómo estaba el estado de la causa, Orellano recordó que "faltan los resultados del ADN de una muestra levantada en un baño ubicado debajo de la oficina del dueño de Ming, y que no estaba registrado en ningún lado. Allí había salpicaduras de sangre por todos lados y después se encontró una marca de sangre de arrastre hasta la baranda junto al río, en el lugar donde cayó mi hijo. SI eso da positivo, el dueño del boliche quedaría preso por homicidio".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario