sin_seccion

Unas 700 personas mueren cada año en la provincia de Santa Fe en accidentes de tránsito

La mayoría de los decesos se producen por fallas humanas causadas por excesos de velocidad. Los controles y las campañas de concientización no han sido eficaces. 

Domingo 28 de Septiembre de 2014

Un promedio de 700 personas por año fallece en la provincia por accidentes de tránsito. En la mayoría de estos hechos la principal causal son las fallas humanas, precisamente los excesos de velocidad. El relevamiento fue realizado por la Agencia de Seguridad Vial

“En 2012, año ya consolidado con toda la información de la Agencia (de Seguridad Vial-APSV), se registraron 17.436 hechos con lesionados y víctimas fatales, donde estuvieron involucardas 38.074 personas de las cuales fallecieron 638, 1.692 sufrieron lesiones graves, 20.450 fueron leves y solo 13.955 salieron ilesas. Esto marca la magnitud de lo que son las malas conductas al volante”, definieron en la repartición provincial.

A pesar de las campañas de concientización y los controles que se realizan, estos hechos siguen sucediendo tanto en nuestra provincia como en todo el territorio nacional.

“El gobierno de Santa Fe, ha fijado como política de Estado atacar este flagelo con la creación en 2008 de la APSV, haciéndolo desde una mirada participativa e interdisciplinaria, a través del Observatorio Vial, con el involucramiento de distintos actores de la sociedad, tanto institucionales como privados, y también a través del control del tránsito y de la concientización, educación y difusión”, detallaron.

En esta sintonía, los funcionarios detallaron los motivos de la instalación de radares. “Como la velocidad es la principal causa de víctimas, se comenzó a trabajar en implementar en toda nuestra provincia un sistema de controles de velocidad por medio de cinemómetros y un sistema de sotfware de centralización de datos de infracciones cometidas, para una eficiente sanción de quien las comete”.
Santa Fe es atravesada por rutas interjurisdiccionales de alto tránsito, como las 11, 33 y 34, además de 3 autopistas y una autovía.

El objetivo es hacer cumplir los límites de velocidad, según remarcaron los funcionarios. “Se podrá aducir que estas medidas tienen un afán recaudatorio, pero lejos estamos de ese fin; sólo aspiramos al respeto de las leyes de tránsito”, dijo el subsecretario de la APSV.

“Su fiel cumplimiento dará como resultado una menor siniestralidad vial y, de ese modo, no habrá que lamentar lesionados, incapacitados y víctimas fatales por algo que puede ser evitado por nosotros mismos”, subrayó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario