Información general

Repatriaron de Estados Unidos a Perú a una supuesta víctima mortal del coronavirus

Un médico resaltó que es imposible que un cadáver propague el virus. Sería la segunda muerte por la epidemia fuera de China.

Domingo 02 de Febrero de 2020

El cuerpo de una anciana peruana que habría fallecido en Estados Unidos por el coronavirus originario de China fue repatriado a Perú, por lo que sería el segundo caso de muerte por esta enfermedad fuera de China si llegara a confirmarse.

La mujer falleció el pasado 17 de enero en Los Ángeles, pero hasta ahora no ha podido ser repatriada para evitar cualquier posibilidad de contagio. En el documento que certifica la defunción se indica que la mujer tenía 72 años cuando murió por este mal.

El certificado explica además que el lugar del fallecimiento fue el Torrance Memorial Medical Center. El virus originó que la paciente sufra una neumonía y otras dolencias.

>> Leer más: La censura china impidió dar una alerta temprana

El médico Marco Almeri subrayó en declaraciones a TV Perú que es imposible que un cadáver propague el virus. “Al no poder oxigenar su sangre, todos los órganos vitales del cuerpo como el cerebro, riñón, páncreas, hígado, todos dejan de funcionar”, indicó.

El tiempo que se retrasó la vuelta del cuerpo a Perú era necesario para que el virus muriera, ya que durante ese lapso la temperatura y otras condiciones químicas del cuerpo hacen que eso suceda.

>> Leer más: "Cuesta irse de China a pesar del coronavirus", dice una rosarina

“Cuando un cuerpo fallece cambia la composición química de este. La temperatura, por ejemplo; ya no se mantiene en 37 grados, sino que toma la temperatura ambiente, que puede ser 20 grados. El PH sanguíneo se vuelve muy ácido. Todas las condiciones químicas de nuestro cuerpo cambian, lo que va a motivar que ese coronavirus muera en el plazo más o menos de 30 minutos”, resaltó.

Las autoridades chinas confirmaron la muerte de 304 personas como consecuencia de las neumonías causadas por el nuevo coronavirus y hay 14.380 afectados. Unas 328 personas se han recuperado de la enfermedad, según la Comisión Nacional de Salud de China.

Ayer se confirmó la muerte del primer enfermo de la nueva cepa fuera de China, concretamente en Filipinas, al que podría sumarse el caso de Perú si se confirma que fue víctima del coronavirus.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario