Política

Vinculan a un sector "minoritario" del campo a Juntos por el Cambio

La Casa Rosada defendió la baja temporaria de las retenciones a la soja. Aseguran que las últimas medidas tuvieron "una muy buena repercusión" en la industria, la minería y la construcción

Lunes 05 de Octubre de 2020

Al tiempo que destacó que la baja temporaria de las retenciones busca generar un mayor ingreso de divisas, la Casa Rosada advirtió ayer que en el agro también hay expectativas positivas, salvo en “un sector minoritario que es abiertamente opositor, que tiene que ver con un alineamiento hasta político con Juntos por el Cambio (JxC)”.

La vicejefa del Gabinete nacional, Cecilia Todesca Bocco, afirmó que la baja temporaria de las retenciones a la soja busca que los productores liquiden una parte de sus stocks y generar, de ese modo, una mayor liquidez en materia de divisas en el último trimestre de 2020.

“La baja temporaria de los derechos de exportación sobre el complejo sojero es una medida que apunta a que los productores, si tienen ganas, se avengan a liquidar una parte del producto que tienen en su poder”, dijo la funcionaria.

Según Todesca Bocco, eso “ayudaría para el último trimestre del año”, período en el cual la estacionalidad de la cosecha provoca una baja liquidación.

Al describir las medidas anunciadas el jueves pasado, la funcionaria señaló que las decisiones de corto plazo apuntan a generar ingresos de divisas debido a que “el mercado de cambios está muy exigido” y que las que apuntan al mediano y largo plazo tienen como eje dar “incentivos para producir más y exportar más”.

Las retenciones forman parte del paquete de medidas económicas anunciadas por el ministro de Economía nacional, Martín Guzmán, tendientes a fortalecer las reservas internacionales del Banco Central (BCRA) a partir de lograr más ingreso de divisas con el incentivo de exportaciones la mejora de las financiaciones en pesos.

Entre esas medidas, se contempló la reducción hasta fin de año de las alícuotas para las ventas al exterior de grano de soja y sus principales derivados.

Los derechos de exportación de la soja se reducirán de 33 a 30 por ciento en octubre, para luego aumentar al 31,5% en noviembre, al 32% en diciembre y regresar al 33% en enero.

Por su parte, el ministro de Desarrollo Productivo nacional, Matías Kulfas, aseguró que las medidas tomadas por el gobierno tuvieron “una muy buena repercusión en la industria, la minería y la construcción”.

Kulfas enfatizó que en el agro también hay expectativas positivas, salvo en “un sector minoritario que es abiertamente opositor, que tiene que ver con un alineamiento hasta político con Juntos por el Cambio”.

“En términos generales, hay un sector dentro del Consejo Agroindustrial que tiene expectativas positivas y otro minoritario que es abiertamente opositor, que tiene que ver con un alineamiento hasta político con JxC, que está jugando otro partido, no el del desarrollo sectorial”, dijo el funcionario.

El gobierno anunció para el agro tres medidas: una segmentación de las retenciones para darle un incentivo a los pequeños productores, una reducción temporaria de las alícuotas en general y un diferencial impositivo destinado a premiar la agregación de valor en la cadena de la soja.

“Creemos que las medidas de incentivo que tomamos pueden contribuir a mejorar el balance cambiario en el corto plazo, pero lo principal es la construcción de largo plazo para el desarrollo sectorial”, afirmó Kulfas.

También señaló: “Si bien la crisis fue de las más graves de la historia del capitalismo, con un efecto importante acá, hemos logrado acotar muchísimo el nivel de daño que tuvo y ya empezamos a ver una mayor normalización de la actividad económica” en el país.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS