Política

Tras ser sometido a exámenes médicos, De Vido recibió un nuevo revés judicial

Luego de su desafuero y entrega a la Justicia, el ex ministro está en el hospital penitenciario. Le rechazaron la recusación del fiscal Stornelli.

Viernes 27 de Octubre de 2017

Tras pasar su primera noche en el penal de Ezeiza, el ex ministro Julio de Vido fue sometido ayer a distintos exámenes médicos, mientras que recibió un nuevo revés judicial en la causa por el supuesto manejo irregular de fondos de la mina de Río Turbio.

Luego de su desafuero y entrega a la Justicia, De Vido llegó al Hospital Central Penitenciario de Ezeiza anteayer a la tarde, donde durmió y en las primeras horas de ayer comenzaron a realizarle los análisis correspondientes a un detenido.

Los resultados pueden tardar unas 48 horas y luego la Justicia decidirá si el ex funcionario permanece en el hospital, es trasladado al penal de Ezeiza o al de Marcos Paz.

De Vido, de 67 años, es diabético y dependiente de insulina, por lo que sus abogados no descartan solicitar la prisión domiciliaria.

"Lo único que le avisamos al juez es que es insulinodependiente y de modo intenso. Es una persona que tiene que autoinyectarse entre dos y hasta siete u ocho veces por día, y eso no tiene horarios fijos. Le avisamos al juez que no le saquen esa insulina; de hecho, llevó insulina para unos diez días", afirmó el abogado Maximiliano Rusconi.

En tanto, el juez federal Luis Rodríguez, que tiene a cargo la investigación por la mina de Río Turbio, rechazó la recusación que había hecho De Vido en contra del fiscal Carlos Stornelli por sostener que existe "temor de parcialidad" en su actuación.

La acusación por la supuesta malversación de fondos en esa mina de Santa Cruz es una de las causas por las que el ex ministro de Planificación quedó preso. La otra es por los presuntos sobreprecios en la compra de gas natural licuado, que lleva adelante el juez federal Claudio Bonadio.

Rusconi explicó que De Vido quiso mantener su "perfil de seriedad" durante la detención, y luego de que la Cámara baja dictara su desafuero le dijo: "Vamos ya, presentémonos".

"No se iba a entregar antes porque era un diputado en situación de libertad. Tardamos cinco minutos en llegar, no sé si lo vio. l se iba informando de lo que sucedía por lo que escuchaba en la radio y yo le iba transmitiendo", explicó el letrado.

Consideró que "lo que se abandonó anteayer es el Estado de derecho desde el Parlamento".

"Los diputados dejaron instalado que cualquier denuncia puede generar que a un sujeto lo detengan con sólo decir de modo arbitrario que quizás puede obstaculizar la investigación", afirmó Rusconi.

"Lo que corresponde es que quien está sindicado por un delito, pueda defenderse. Y en todo caso, si hay elementos, que se lleve ese caso a un juicio oral y se emita una decisión de condena. Ahí sí, eso es lo que habilita la imposición de una pena. En Argentina lo que está siendo aplaudido es un espanto, es la aplicación de penas sin juicio previo", añadió.

Consultado acerca de si el ex ministro podría ofrecer información sobre presuntos ilícitos, el abogado indicó: "Conceptualmente me opongo a esas extorsiones. No voy a entrar", y agregó: "Creo que del diálogo que tengo permanentemente con Julio De Vido ni siquiera nos hemos planteado esto. En las causas en las que estoy, las imputaciones a De Vido son ridículas", resaltó.

Además, señaló que el ex funcionario kirchnerista "ya ha hablado en el expediente a través de un escrito y ha demostrado que no ha tenido en los hechos ningún tipo de responsabilidad".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario