Política

Seis provincias decidieron que se desdoblen las elecciones del año que viene

Hasta el momento las provincias de Córdoba, Santa Fe, Chaco, Tierra del Fuego, Neuquén y Salta definieron desdoblar sus elecciones para adelantarse a las presidenciales.

Domingo 12 de Octubre de 2014

El calendario del año próximo estará tomado casi completamente por las elecciones de gobernadores, dado que al menos seis provincias adelantarán los comicios locales para separarlos de las nacionales, mientras que otras se debaten entre desdoblar o unificar.

El cronograma electoral que fijó el gobierno establece que el 9 de agosto se realizarán las primarias abiertas (Paso) para elegir las fórmulas presidenciales junto a los candidatos a diputado y senador nacionales, el 25 octubre serán las elecciones generales y, en caso de haber segunda vuelta, la fecha límite para convocarla es el 24 de noviembre.

No obstante, hasta el momento las provincias de Córdoba, Santa Fe, Chaco, Tierra del Fuego, Neuquén y Salta definieron desdoblar sus elecciones para adelantarse a las presidenciales, mientras que Misiones, Tucumán, Río Negro y la Ciudad de Buenos Aires se mantienen en duda.

Córdoba y Santa Fe tienen sistemas electorales propios: ambas utilizan la boleta única, lo que dificulta unificar sus comicios con los nacionales, y lo mismo le ocurre a Salta, que emplea el mecanismo del voto electrónico. En la edición de hoy, LaCapital adelanta que en el gobierno santafesino se maneja la idea de establecer la primera semana de mayo para las primarias y la primera semana de junio para las generales (ver Segunda Sección, página 10).

Las provincias de Chaco y Tierra del Fuego, en cambio, están obligadas por sus respectivas constituciones a desdoblar la elección provincial de la nacional. Lo mismo ocurre en la ciudad de Buenos Aires, aunque el jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, analiza enviar un proyecto a la Legislatura para modificar la ley electoral con el fin de unificar los comicios.

El motivo oficial sería que los porteños no deban concurrir a las urnas seis veces en un año, pero en el PRO deslizan también intereses políticos, dado que Macri es uno de los que competirá por la presidencia y esta estrategia le permitiría mantener su distrito para el PRO y a la vez empujar su candidatura.

La provincia de Catamarca también tiene una manda constitucional que obliga a realizar las elecciones a gobernador en marzo del mismo año en que vence el mandato, pero la mandataria Lucía Corpacci, evalúa unificar.

En tanto, Neuquén seguirá con su habitual desdoblamiento y, a pesar de no contar con ley de primarias abiertas, el Movimiento Popular Neuquino (MPN) que gobierna desde los años 60 le dará continuidad a su interna partidaria, con el regreso del ex gobernador Jorge Sobisch, que pretende volver al Ejecutivo.

La disputa interna del MPN ya dividió al bloque de senadores nacionales: Guillermo Pereyra selló una alianza con Sobisch para respaldar su candidatura y Lucila Crexell retomó el diálogo —congelado durante varios meses— con su tío, el gobernador Jorge Sapag.

Entre los distritos en duda, además de la ciudad de Buenos Aires, se encuentra Misiones, donde el gobernador, Maurice Closs, aún no definió el cronograma local, pero se especula con que opte por el desdoblamiento, al igual que en las últimas dos elecciones.

En Tucumán la legislación provincial tampoco impide unificar los comicios locales con los nacionales y el polémico gobernador, José Alperovich, sigue dudando entre desdoblarlos, como lo hizo en el 2011, o pegarlos a la elección presidencial.

En Río Negro la duda se debe principalmente a la pulseada entre el gobernador, Alberto Weretilneck, y el presidente del PJ local y del bloque de senadores nacionales del oficialismo, Miguel Angel Pichetto. Tras pegar el salto al massismo, la unificación podría favorecer una eventual reelección de Weretilneck bajo la candidatura presidencial de Sergio Massa, pero Pichetto se inclina por una elección netamente provincial.

Al igual que en 2011, las provincias de Buenos Aires, Entre Ríos, Formosa, Jujuy, La Pampa, Mendoza y San Juan estarán entre las pocas que celebrarán la elección de gobernador el mismo día que la presidencial, y lo mismo haría Santa Cruz. San Luis también unificó sus comicios con los nacionales en 2011 y, aún sin definiciones, se especula que vuelva a hacerlo para ayudar a la precandidatura presidencial del senador y ex gobernador Adolfo Rodríguez Saá.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario