Política

Schmid defendió la marcha: "No es una confrontación entre Moyano y Macri"

Dos de los tres líderes cegetistas sostuvieron que la protesta es por el agravamiento de la situación del país. La fecha no será cambiada

Lunes 05 de Febrero de 2018

Juan Carlos Schmid, uno de los secretario generales de la CGT, defendió ayer la adhesión de la central obrera a la movilización impulsada por Camioneros para el próximo 22 de febrero y aseguró que no se trata de "una confrontación entre (el ex líder cegetista Hugo) Moyano y (el presidente Mauricio) Macri" sino de un "agravamiento de un cuadro de situación" en la Argentina.

En el mismo sentido se manifestó Carlos Acuña, otro de los triunviros cegetistas, y de paso, cuestionó a su par Héctor Daer, a quien acusó de "defender a la patronal" por no adherir a la marcha.

La fecha del 22 fue ratificada ayer por el propio secretario general del Sindicato de Camioneros, Hugo Moyano, pese a las versiones que indicaban una posible reprogramación por la superposición de fecha con el aniversario de la tragedia de Once.

Moyano justificó esta decisión al sostener que se trata de "horarios totalmente diferentes", con lo cual la movilización de la CGT y otras agrupaciones gremiales no eclipsará el acto que se desarrollará varias horas antes para recordar a las víctimas de la tragedia ferroviaria.

Según explicó Schmid, "convocamos porque creemos que hay un deterioro muy grande en la situación social, porque la reforma previsional fue un quiebre que terminó marcando diferencias con el campo sindical". En esa línea, cuestionó "el aumento de tarifas y de combustible" que "se da en el marco de un proceso inflacionario que no cede".

"Nosotros aprobamos un documento que nos acercó un importante número de agrupaciones sindicales y que lo hemos hecho nuestro. Con el correr de los días se va a ir estableciendo con mayor precisión que esto no es una confrontación entre Moyano y Macri: es el agravamiento de un cuadro de situación que merece otro tipo de enfoque por parte del Ejecutivo", resaltó.

Por otra parte, el dirigente reconoció que "los sucesos de los últimos días (por las detenciones de algunos gremialistas)" lo "avergüenza", pero aclaró que "no es la representación del universo del sindicalismo".

"La mafia sindical es un término muy amplio, muy abarcativo. No estamos frente a una situación como la de enero de 2016 pero hay rasgos muy parecidos: hay despidos, caída del consumo, y cuando uno empieza a ver esto empieza a ver declaraciones de funcionarios que nos colocan en el pasado, y eso es valioso para ganar elecciones", agregó.

Acuña también salió a cuestionar las críticas de Macri al gremialismo y le recomendó al presidente "que se ocupe de respetar y de resolverle los problemas a los trabajadores".

"Esperamos que el gobierno reflexione; tiene que poner el equilibrio entre el capital y el trabajo. ¿Qué aportaron los empresarios en dos años de gobierno?", se preguntó el triunviro cegetista.

Desprestigio

Según Acuña, "está claro" que el avance judicial sobre algunos gremialistas "es un mensaje para desprestigiar al sindicalismo para ponerle techo a las paritarias, no hablar de los despidos, para no hablar de la patronal. La inflación la está generado el gobierno con los tarifazos y los servicios privados que están aumentando", consideró.

Además, Acuña criticó a su par Héctor Daer, a quien le recriminó que "sale a defender a la patronal" y "antes estaba sentado con nosotros". "Algunos dirigentes se creen que son artistas de televisión. Faltan al consejo directivo y van a hablar mal de la CGT a la tele. Responden a otros intereses; antes le decían carnero", señaló.

Acuña sostuvo que "no hay que rediscutir" la unificación de la central obrera" y opinó que "si no es para defender los intereses de los trabajadores, la unión no sirve para nada".

Daer adelantó que no va a apoyar la movilización al manifestar que "es una marcha de Camioneros" y aseguro que su decisión de "no concurrir no es personal".

Tras los dichos de Acuña, Daer sostuvo: "Me parece que el compañero perdió el equilibrio. Primero tenemos que analizarnos cada uno y saber quién es quién y pensar en que lo que tenemos qué hacer es defender el colectivo de los trabajadores", explicó.

Luego dijo que "le extraña" que Acuña "salga con esta bravuconada" y resaltó que "hizo adjetivaciones que nada que ver".

"Si hay algo que defiendo a ultranza son los convenios colectivos de trabajo. Jamás diría que un miembro del movimiento obrero defiende a los patrones, son agravios gratuitos", cerró.

Confrontativos. Los triunviros Schmid y Acuña cuestionaron la política económica del gobierno macrista.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario