Política

Publicistas: potenciadores de imagen y verdaderos estrategas de campaña

Detrás de un gran candidato hay un creador. Rumbo a los comicios de octubre, los técnicos en marketing revelan aspectos de su labor con los principales postulantes a concejal.

Domingo 29 de Septiembre de 2013

Detrás de un gran candidato siempre hay un creador de imagen. Y todo se construye en base a estrategias de comunicación que se van renovando para agilizar las campañas políticas. Atrás quedaron las viejas convocatorias con discursos prolongados para hacer valer posicionamientos. Hoy la publicidad y el marketing pasaron al frente y son clave para todo político que pretende apuntalar su imagen y ampliar la cantidad de votos.

Para adaptarse a los tiempos y aprovechar al máximo los elementos, los partidos políticos contratan agencias de publicidad a fin de generar la manera más práctica y directa de llegar a cada votante.

LaCapital reunió a los publicistas de los principales candidatos a ocupar una banca en el Concejo para conocer el trabajo que realizan de cara a las elecciones del 27 de octubre próximo.

Se definen como planificadores de imagen y resaltan que su finalidad es destacar solo la personalidad del candidato. Aunque a veces cumplen el rol de consultor externo, aseguran que lo básico es interpretar lo que el cliente necesita expresar. Para ellos, en el terreno político no hay producto para vender pero sí por promocionar. Además, dicen que hoy Twitter y Facebook son las herramientas que más se utilizarán en campaña.

"El socialismo es muy claro y directo. Uno tiene que mostrar claridad y transparencia", asegura Sebastián Abramovich, publicista que ideó la campaña "Yo amo Rosario". Ahora en su trabajo junto al candidato Miguel Cappiello confía en que lo principal para mostrar es la experiencia de gestión del actual ministro de Salud santafesino.

Luis Nazer tiene una agencia publicitaria que desde el año 2010 trabaja junto al concejal y candidato Jorge Boasso. Es el más experimentado de los creativos y dice que su trabajo tiene un correlato en el tiempo. "Nuestro eslogan siempre acompaña a la marca Jorge Boasso. El es un laburador de la política y su producto no es una cara. La materia prima está en la cantidad de proyectos que presenta", desliza.

No es nuevo que ante cada elección al PRO se le atribuya que su candidato sea producto exclusivo del marketing. Según el publicista Pablo Tramannoni Pozzi, que trabaja con Anita Martínez, esas ideas carecen de sentido y no hacen más que menospreciar al elector. "Atacan porque les dan mal las encuestas", dice Tramannoni, y afirma que la candidata macrista hará una gran elección en Rosario.

Ariel De Jesús viene trabajando junto al Frente para la Victoria desde hace tres años. Actualmente colabora con el candidato Héctor Cavallero. "Con un mensaje completo que hace foco en su gestión como intendente y concejal intentamos cautivar al electorado", afirma el publicista, quien reconoce la necesidad de cambiar la estrategia para captar el voto más joven.

La candidatura a concejal de Sebastián Artola se nutre por la militancia de la agrupación La Cámpora. Sus afiches y folletos intentan mostrar al electorado rosarino las virtudes del modelo comandado por la presidenta Cristina Kirchner. El joven Alejandro Clarotti apuesta a elevar el conocimiento público del postulante kirchnerista. "El proceso comenzó en agosto pero termina el 27 de octubre. Creemos que Artola es parte de un cambio generacional, y eso queremos comunicar", dice.

Los publicistas sostienen que hoy se vota a la persona y no al partido. Sin embargo, aseguran que el respeto a la tradición partidaria es una característica indispensable ante cualquier contienda electoral. Colores, tipografías y spots deben poseer un correlato ya que la finalidad es convertir al candidato en un símbolo.

"La imagen de Boasso ya no es la del 2009, en la que peleaba solo contra todos. Hoy intentamos mostrar que hay un equipo de trabajo que lo respalda", apunta Nazer.

En tanto, Abramovich sostiene que Cappiello es una figura sin sobreexposición. Afirma que en sus afiches no hay retoques fotográficos y rechaza la posibilidad de que pueda apalancarse en Hermes Binner para traccionar votos.

Para Ariel De Jesús, el rosarino busca identificarse con un candidato que trabaje por su ciudad. "Cavallero es un gran conocedor de los problemas de barrio", apunta, aunque con una encuesta en mano reconoce la necesidad de modificar el mensaje en determinadas zonas.

Siguiendo esta lógica, en La Cámpora las tareas se reparten. Los estrategas de la comunicación también bajan a los barrios para mostrar su chapa de militantes. Clarotti comparte esta idea y reafirma que Artola seguirá ese camino. "La publicidad debe ir acompañada del casa por casa, y eso es lo que hace diferente a una campaña", señala.

Cuestión de colores.Según Tramannoni, los colores comunican, y esa fue una de las diferencias que hubo en las interna del PRO. "El electorado identifica a sus candidatos por el color y Diego Giuliano optó por el verde, mientras que nosotros con Anita Martínez continuamos con el amarillo", asegura el titular de la agencia Mercurio.

Ya se acercan las elecciones legislativas y la carrera con miras a octubre se largó. El rosarino será bombardeado con nombres, propuestas y promesas. Los creadores de imagen, mediante mecanismos de interacción, tratarán de seducir a un público que todavía da muestras de apatía.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario