Política

Prorrogaron por un año la prisión preventiva de Báez

El Tribunal Oral Federal Nº 4 extendió la cárcel para el empresario, mientras se desarrolla la causa conocida como La Rosadita

Jueves 05 de Abril de 2018

El Tribunal Oral Federal (TOF) Nº 4 decidió ayer prorrogar por un año la prisión preventiva del empresario Lázaro Báez, detenido desde abril de 2016 acusado de maniobras de lavado de dinero a través de la financiera SGI, conocida como La Rosadita.
   La decisión del tribunal se produjo luego de que el fiscal federal de juicio, Abel Córdoba, pidiera rechazar el planteo de excarcelación del empresario.
   Los jueces Pablo Bertuzzi, Néstor Costabel y María Gabriela López Iñiguez dispusieron que Báez, quien hoy cumple dos años detenido, siga con prisión preventiva por doce meses más por los riesgos procesales que podría significar su liberación.
   Para Costabel y Bertuzzi, "el mero paso del tiempo no determina que hayan desaparecido las circunstancias advertidas" por el juez Sebastián Casanello "a la hora de disponer el encierro anticipado de Báez".
   "Si bien el artículo 1º de la ley 24.390 (reformada por ley 25.430) prevé que la prisión preventiva no podrá ser superior a dos años, también establece excepciones para los supuestos donde la cantidad de delitos imputados o la evidente complejidad de la causa hayan impedido el dictado de una sentencia en ese plazo, supuesto en el cual se podrá prorrogar el encierro preventivo por un año más", recordaron.
   En un voto conjunto, los magistrados consideraron que se trata de "un proceso de inusitada complejidad y magnitud".
   Además, evaluaron que "se encuentra acreditada la alta capacidad económica obtenida durante el tiempo de los hechos imputados, el acceso por diferentes vías para salir del país, los vínculos que lograra con altos funcionarios públicos, la influencia que ejerciera sobre determinadas personas, entre otros, los que constituyen razones suficientes que abonan la probabilidad y verosimilitud en el entorpecimiento de la actividad jurisdiccional y la frustración del desarrollo del debate, como precisara la fiscalía".
   La semana pasada, Báez había pedido la excarcelación a través de su abogado Esteban Balián, en base a que la ley establece el plazo de dos años como máximo para la prisión preventiva y que no existía peligro de fuga.
   El empresario fue detenido el 5 de abril de 2016 por orden de Casanello, quien advirtió sobre una posible maniobra de fuga, tras detectar un viaje en avión desde Río Gallegos a Buenos Aires del que no se había informado el plan de vuelo.
   La prisión preventiva luego fue confirmada en todas las instancias, tanto en la Cámara Federal como en Casación, con múltiples rechazos a los planteos de Báez, quien está detenido al igual que su contador, Daniel Pérez Gadín, y su abogado, Jorge Chueco.
   El empresario está en etapa de juicio junto a sus cuatro hijos, el financista Federico Elaskar, el mediático Leonardo Fariña, Fabián Rossi y otros imputados (suman más de veinte).


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario