Política

Para el abogado de la familia Nisman, el dictamen de Sáenz "es una gran satisfacción"

Tras el dictamen del fiscal general, quien consideró que la muerte del investigador de la AMIA fue “un homicidio”, Romero Victorica insistió que el caso sea investigado por la Justicia federal.

Jueves 25 de Febrero de 2016

El abogado Manuel Romero Victorica, representante de las hijas de Alberto Nisman, aseguró hoy que “indudablemente es una gran satisfacción” el dictamen del fiscal general Ricardo Sáenz, quien consideró que la muerte del investigador de la UFI-AMIA fue “un homicidio”.

En declaraciones al canal Todo Noticias (TN), remarcó que “es el primer dictamen donde una autoridad judicial se expresa en términos de hipótesis que hemos planteado desde hace meses y la doctora (Sandra) Arroyo Salgado (ex esposa de Nisman) desde el principio de la investigación”.

“Indudablemente es una gran satisfacción para nosotros”, expresó Romero Victorica, quien insistió en su reclamo para que el caso sea investigado por la Justicia federal.

El abogado insistió que “es algo que la querella viene planteando desde hace mucho tiempo, prácticamente hasta ahora en soledad, (porque) no había habido ninguna resolución o dictamen judicial que nos acompañara”.

“El hecho de que el fiscal de la Cámara de Apelaciones adhiera a nuestro recurso y por lo que me dicen se ha expresado en estos términos, desde ya que no deja de ser una satisfacción”, añadió.

Romero Victorica, asimismo, resaltó que hay pruebas de “contexto” y otras “de rigor científico” para fundamentar la teoría del crimen del fiscal, que había denunciado por encubrimiento en la investigación del atentado a la AMIA a la presidenta Cristina Fernández y sus funcionarios.

Insistió que “en las manos del fiscal Nisman no había residuos de disparos” mientras que “en el arma que se secuestra en el baño del departamento de Le Parc, que le da muerte, se hicieron tres pruebas y en las tres oportunidades dejó huella”.

“Si no se disparó él, le disparó un tercero, entonces estamos hablando de un asesinato”, conjeturó.

Por otra parte, recordó que “otra prueba archiconocida es que le manipularon la computadora, le borraron datos del teléfono y le limpiaron el departamento”.

Además, mencionó que “las cámaras internas de Le Parc no andaban y las externas de Prefectura ese día tampoco”.

Nisman apareció muerto el 18 de enero de 2015 en el departamento en el que vivía en el edificio Torres Le Parc de Puerto Madero, con un disparo en la cabeza.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario