Política

Optimismo oficial sobre el acuerdo con los gobernadores

El secretario de Interior dice que sólo queda afinar la letra chica. Pero señaló que es necesario discutir una nueva ley de coparticipación

Domingo 12 de Noviembre de 2017

El secretario de Interior nacional, Sebastián García de Luca, se mostró optimista frente a la posibilidad de firmar un acuerdo fiscal y tributario con los gobernadores porque "sólo queda afinar la letra chica", al tiempo que consideró "necesario sentarse para volver a discutir una nueva ley de coparticipación".

"Somos optimistas con (el ministro del Interior) Rogelio Frigerio porque sólo queda afinar la letra chica. Hemos tenido diálogo antes del jueves pasado con los gobernadores y también posteriores. Seguramente, los seguiremos teniendo con ellos y con sus ministros de cara a la próxima reunión para estudiar algunos de los planteos que han realizado", sostuvo el funcionario nacional.

El número dos del Ministerio del Interior, Obras Públicas y Vivienda subrayó que los mandatarios provinciales "se sienten escuchados y hay un vínculo que permite que todos estén sentado a una misma mesa" en la que el gobierno nacional plantea "los objetivos del presidente Mauricio Macri de ir hacia un equilibrio fiscal y ellos también marcan su posición".

"Con la reforma fiscal queremos empezar a dar un marco de previsibilidad, a bajar impuestos, sobre todo los más distorsivos, como ingresos brutos, y poder ir a un ordenamiento tributario gradual porque somos conscientes de que no se logra de la noche a la mañana", añadió el funcionario.

Asimismo, García de Luca adelantó que el gobierno nacional buscará discutir una reforma de la ley de coparticipación. "Es necesario y se tiene que dar ese debate para aplicarla más adelante. Limpiar la cancha y dejar de poner parches", señaló al respecto.

De lograrse el acuerdo, se solucionaría la disputa entre Buenos Aires y el resto de las provincias por el Fondo del Conurbano y se consensuaría el proyecto de reforma tributaria que el Ejecutivo nacional llevará al Congreso.

La Nación propuso a las provincias coparticipar la totalidad de lo que se recaude por el impuesto a las ganancias, con lo que aumentará el dinero que recibe Buenos Aires para compensar su pedido de actualizar el Fondo del Conurbano, un reclamo que se encuentra en la Corte Suprema de Justicia.

Sobre ese fondo, García De Luca indicó que "todos coinciden y reconocen que la provincia de Buenos Aires es la menos favorecida".

"De acá a 2019 la idea es darle íntegramente lo que le corresponde a Buenos Aires sin que ninguna otra provincia pierda. En eso estamos trabajando coordinadamente con el Ministro de Economía (bonaerense), Hernán Lacunza", agregó el funcionario.

Paralelamente, los ingresos que el fisco percibe por el impuesto al cheque se destinarán a financiar a la Ansés.

La propuesta oficial contempla la derogación del artículo 104 de la ley de ganancias, que establece que el 36 por ciento de la recaudación por ese concepto no forma parte de la masa coparticipable con las provincias, mientras que 650 millones de pesos irían a las arcas del distrito bonaerense en concepto del Fondo del Conurbano y un 10 por ciento se repartiría por coeficiente de coparticipación a las restantes provincias.

Las partes finalizaron la primera ronda de negociaciones con la implementación de un cuarto intermedio hasta el jueves, cuando los gobernadores y las autoridades nacionales retomarán un intento de acuerdo que contemple las reclamaciones.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario