Política

Michetti defendió a Caputo: "Dejó de ganar dinero para integrar el gobierno"

Tras una nueva filtración de operaciones en paraísos fiscales de funcionarios macristas, el gobierno salió a minimizar las denuncias

Miércoles 08 de Noviembre de 2017

Luego de que dos ministros del actual gobierno —el de Finanzas, Luis Caputo, y del de Energía, Juan José Aranguren— aparecieran mencionados en los Paradise Papers , como operadores en uno de los paraísos fiscales más secretos del mundo, la vicepresidenta Gabriela Michetti salió en defensa de primero de los funcionarios (todavía no se había revelado el nombre del segundo, ver aparte).

Al ser consultada sobre la mención del Caputo en la megafiltración internacional sobre empresas offshore, la número dos del Ejecutivo justificó a Caputo porque —dijo— "ha dejado de ganar mucho dinero como asesor financiero" para integrar el gobierno.

Según consideró, se trata de "una persona absolutamente correcta que justamente lo que ha hecho es tratar de ayudar a la Argentina en estos procesos de cambio".

Michetti evaluó que "asesorar a alguien para que trabaje con sociedades offshore no necesariamente es ilícito", sino que "lo que sí es ilícito es no declararlas".

"Esas cosas son las que justamente el mundo tiene que corregir, porque todo lo que tiene que ver con el sistema financiero mundial no ha sido transparentado. El (Caputo) como asesor financiero de empresas no necesariamente no podía hacer ese tipo de asesoramiento, y si además eran sociedades de las que él formaba parte, tampoco, salvo que no la hubiese declarado. Lo que es ilícito es no declararlo", indicó.

Además, sostuvo que el ministro "tiene argumentos claros para defenderse" y que "es una persona que ha dejado de ganar mucho dinero como asesor financiero para pasar a ser un funcionario público que ayuda a la Argentina a salir adelante".

"Si la investigación que se pueda hacer sobre este tema y lo que él diga en relación con la justificación de la cuestión dan todo bien, me parece que realmente no hay por qué cuestionar ese tema de las sociedades offshore", apuntó.

Michetti evaluó que "lo que sí hay que hacer es una modificación del sistema financiero internacional, que tiene un montón de cosas que no funcionan bien y que la mayoría de los países del mundo quieren cambiar".

"Incluso él (Caputo), que ahora está del otro lado del mostrador, se da cuenta que claramente eso es algo que tenemos que cambiar desde el Estado", insistió.

Por su parte, el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, dijo que la noticia de la aparición del nombre de Caputo como administrador de fondos de inversión en paraísos fiscales antes de ingresar a la función pública "no afecta" la imagen internacional del país.

"Estamos en un camino de reconstrucción de la credibilidad definitivamente. El interés de los inversores es cada vez más claro y claramente el apoyo de la gente al proceso de cambio refuerza esa reinserción de la Argentina en el mundo", indicó en declaraciones periodísticas tras ser consultado sobre el posible efecto de la noticia relacionada con una figura clave del gobierno vinculada con el proceso de inversiones que el gobierno quiere acelerar.

"Caputo explicó cuál era su situación, y no había ninguna incompatibilidad", concluyó.

El ministro de Finanzas es una de las personas que figura en los documentos de Paradise Papers: según la investigación, manejó el fondo de inversión Alto Global Fund, inscripto en las islas Caimán, uno de los paraísos fiscales más secretos del mundo.

También administró, antes de ingresar a la función pública, Noctua Partners LLC, una gerenciadora de fondos de inversión de Miami con ramificaciones en Delaware, otra jurisdicción que es considerada un paraíso fiscal.

Luego apareció en nombre de Aranguren relacionado también a compañías offshores. Según la filtración, entre abril y septiembre de 2003 el ministro aparece vinculado a Shell Western Supply and Trading Limited, una subsidiaria de Royal Dutch Shell PLC, radicada en Barbados.

También, figura como director de Sol Antilles y Guianas Limited, otra filial de la petrolera anglo-holandesa, entre mayo y julio de 1996.

En abril de 2016, Shell Western Supply and Trading se quedó con siete de los ocho cargamentos de gas oil licitados por Cammesa, la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico, que depende del ministerio de Aranguren, según se publicó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario