Política

Mapuches suspenden la mesa de diálogo para deliberar entre ellos

La comunidad mapuche pidió ayer dejar en suspenso hasta hoy la mesa de diálogo con funcionarios del gobierno con el objetivo de mantener una deliberación interna.

Jueves 30 de Noviembre de 2017

La comunidad mapuche pidió ayer dejar en suspenso hasta hoy la mesa de diálogo con funcionarios del gobierno con el objetivo de mantener una deliberación interna. A la comunidad mapuche Lafken Winkul Mapu, en conflicto tras haberse instalado en el Parque Nacional Nahuel Huapi en la zona de Villa Mascardi y donde cayó muerto el joven Rafael Nahuel, baleado por efectivos de Prefectura Naval, se sumaron ayer referentes de distintas comunidades que llegaron desde otros puntos de Río Negro y Neuquén. El objetivo es realizar un encuentro a puertas cerradas, sin la presencia del huinca (hombre blanco), para resolver cuestiones internas del pueblo mapuche.

De esta manera, la mesa de diálogo con representantes del gobierno, organizaciones sociales y arbitrada por el obispo de la Diócesis de San Carlos de Bariloche, monseñor Juan José Chaparro, pasó a un cuarto intermedio hasta hoy a las 10.

La Casa Rosada analiza crear una mesa política con gobernadores patagónicos para abordar conflicto mapuche, además de buscar profundizar la cooperación con Chile en ese sentido.

Tras las muertes de los jóvenes Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, el Gobierno busca abordar el problema por las actividades de los mapuches para evitar que se profundice el conflicto.

Según fuentes oficiales, el gobierno baraja la posibilidad de crear una "mesa política" que integren los ministros Patricia Bullrich (Seguridad), Rogelio Frigerio (Interior) y Germán Garavano (Justicia), junto a los gobernadores Omar Gutiérrez (Neuquén), Alberto Weretilneck (Río Negro) y Mariano Arcioni (Chubut) para abordar la situación.

Justamente ayer el presidente Mauricio Macri hizo referencia a los mapuches al advertir que aunque "grupos minoritarios" lo intenten, "no van a llevar a la Argentina a la agenda de la violencia", y destacó el deseo del gobierno de que "en toda la Argentina se conviva de una manera respetuosa, respetando la ley".

Ayer la familia de Rafael Nahuel, muerto el sábado pasado durante un operativo de Prefectura, pidió ser querellante en la causa y reclamó que la Justicia realice las pericias correspondientes en la zona. En tanto, los dos detenidos tras el procedimiento iniciaron una huelga de hambre en reclamo por su liberación.

La familia del joven de 22 años, representada por la abogada Natalia Araya, apunta a los efectivos del Grupo Albatros, de Prefectura, por su muerte y reclama que el juez Gustavo Villanueva realice cuanto antes las pericias en la zona.

En el encuentro de la mesa de diálogo en el que también participan organizaciones sociales y la Iglesia, el gobierno mantuvo su postura sobre que debe ser liberada la zona del Parque Nacional Nahuel Huapí y los mapuches insistieron con el pedido de "desmilitarización" del predio y liberación de los dos detenidos.

Además, la referente de la comunidad mapuche Moira Millán aseguró que es una "vil mentira que no se le permitió al juez entrar al predio" para hacer los peritajes tras la muerte de Nahuel y subrayó que "el gobierno no quiere" aclarar el caso.

Por su parte, Amnistía Internacional le solicitó ayer al Ministerio de Seguridad toda la información pública que haya respecto al operativo que realizó la Prefectura contra integrantes de una comunidad mapuche, en el cual murió Rafael Nahuel.

La organización hizo una presentación dirigida a Patricia Bullrich y su jefe de Gabinete, Pablo Noceti, en la que pidió datos sobre los procedimientos de los días 23 y 25 de noviembre pasado en esa zona y reclamó además detalles respecto de "los fundamentos jurídicos" del accionar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario