Política

Los políticos rosarinos, cada vez más atentos a los reclamos online

Según Change.org, más de 300 mil habitantes de la ciudad apelan a ese sitio para elevar su peticiones a las autoridades.

Lunes 23 de Septiembre de 2019

En el marco del lanzamiento de su plataforma Elecciones 2019, directivos de Change.org se reunieron la semana pasada con referentes de todo el arco político rosarino y sus equipos de comunicación. En el sitio de peticiones online buscan promover un espacio virtual de diálogo directo entre ciudadanos, candidatos y funcionarios, mientras que la política local observa con cada vez mayor interés a este sitio web, en el que uno de cada cuatro votantes santafesinos reclama soluciones en temas sensibles como salud, educación, medio ambiente y protección animal.

El director de Campañas de Change.org Argentina, Leandro Asensos, señaló a La Capital que los políticos rosarinos se sorprendieron, en primer lugar, "por la cantidad de personas que usan la plataforma en la ciudad y la provincia".

De los siete millones de usuarios activos de Change.org en todo el país, según indicaron responsables del sitio web, 600 mil se encuentran en Santa Fe, lo que representa el 25 por ciento del padrón electoral. De ese total, 311 mil son de Rosario y 120 mil de la capital provincial.

No sólo eso: según Asensos, también llamó la atención a la clase política local que la ciudadanía pide a través de la página soluciones concretas pero también "políticas más sistémicas".

En base a la cantidad de peticiones, los temas más relevantes para los santafesinos son salud, medio ambiente, proteccionismo animal, justicia económica (que agrupa vivienda, pensiones, tarifas) y rutas.

En general, consideró Asensos, las peticiones apuntan a soluciones relativamente sencillas de lograr, como el arreglo de un bache o un semáforo, la aprobación de un tratamiento médico o la construcción de un camino para que un chico discapacitado llegue a la escuela. Se trata de gestiones que pueden resolverse, en muchos casos, con una llamada telefónica.

La posibilidad de comunicarse con miles de personas y aumentar con sus respuestas el capital político propio aparece tentadora para cualquier dirigente. Y los rosarinos no son la excepción: el director de Campañas de Change.org reveló que ayudaron a figuras del oficialismo y de la oposición a crear sus perfiles para participar en la web.

¿Por qué algunas peticiones consiguen miles de firmas y otras no? Para Asensos, el factor clave es "la empatía que puede generar una historia".

Por caso, un reclamo impulsado por los padres de una niña de 2 años con cáncer para que se deje de fumigar en cercanías de la zona urbana de la ciudad de Sastre logró hasta el momento 108 mil firmas.

"Algo muy común es la historia de David y Goliat: el ciudadano que está pidiendo al gobernador", graficó el responsable de plataforma.

En efecto, según la organización, sólo el 5 por ciento de los usuarios son colectivos: la gran mayoría de los usuarios son personas no organizadas, entre las que predominan las mujeres (representan el 60 por ciento) y el segmento de entre 35 y 50 años.

"Generalmente son mamás, papás, abuelas, tíos, de clase media y clase media baja, que tienen acceso a un teléfono", detalló Asensos. Y agregó: "Es muy impactante cuando una persona dice ?no me esperaba que pase esto?, y que le conteste un diputado, un intendente".

Por otro lado, aseguraron que Change.org no aplica censura previa sobre las peticiones pero sí controlan que no violen los términos de uso: difamación, fake news, discriminación, uso de lenguaje abusivo. También cuentan con un equipo de seguridad informática para que no se creen cuentas automatizadas (los llamados bots) ni se puedan falsificar firmas.

Desde hace tres años, resaltaron en Change.org, se han multiplicado las cuentas de políticos en la plataforma: saltaron de cuatro o cinco, en los inicios, a los actuales 160 perfiles verificados.

De todos modos, aclararon que no todas las intervenciones de las autoridades satisfacen necesariamente las demandas de la ciudadanía. En línea con la definición "gobernar es explicar", del ex presidente brasileño Fernando Henrique Cardoso, Asensos indicó que "la gente está esperando tanto una respuesta positiva como algo informativo, o educativo". Por ejemplo, respecto de los límites legales, políticos o simplemente temporales que enfrentan las soluciones requeridas.

Particularidad

Sin embargo, el directivo de Change.org destacó que, a pesar de la acumulación de problemas, en la Argentina también "existe mucha receptividad en los destinatarios de las peticiones".

Según precisaron los encargados plataforma, en la Argentina alrededor del 60 por ciento de los usuarios experimentó una victoria. Eso quiere decir que firmaron una petición y les llegó un mail con el mensaje "victoria, se consiguió el objetivo".

Hasta el momento, 1.500 peticiones han sido declarado victorias y, de hecho, entre el año pasado y el actual se pasó de un triunfo cada dos días a un logro por día.

En Santa Fe, se contabilizan entre las victorias la prohibición de carreras de galgos, la petición de un hombre para su hermano en Villa Gobernador Gálvez y la prohibición de pirotecnia en Santo Tomé.

No obstante, Asensos planteó que la participación virtual necesita la militancia convencional para incidir sobre las decisiones de las autoridades: "La plataforma sirve para visibilizar, para congregar gente y meter presión, pero sabemos que Change no saca una ley en el congreso. Ahí entran los grupos que apoyan una petición y cuán fanáticos sean o cuán impulsor sea cada persona de su campaña, que vaya a tocar las puertas de los diputados o del Ejecutivo. El poder online es fuerte, pero el offline también lo es".

Leandro Asensos, director de Campañas del sitio de peticiones.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario