Política

Los cambios en el gabinete nacional fortalecieron a Aníbal Fernández

La presidenta Cristina Fernández retocó parte de su elenco de colaboradores. El rosarino Daniel Gollán  reemplazó a Juan Manzur al frente de la cartera de Salud.

Viernes 27 de Febrero de 2015

El mismo día en que el juez Daniel Rafecas desestimó al denuncia contra la presidenta Cristina Fernández por el caso Amia, la jefa del Estado puso en marcha una renovación en su cuerpo de ministros, que llevó a Aníbal Fernández de regreso a la Jefatura de Gabinete, en lugar de Jorge Capitanich, y colocó al diputado y referente de La Cámpora Eduardo  Wado De Pedro al frente de la Secretaría General de la Presidencia. La sorpresa fue quizá el desembarco en la cartera de Salud del médico sanitarista rosarino Daniel Gollán (quien se desempeñaba como secretario de Salud Comunitaria), en reemplazo de Juan Manzur, vicegobernador tucumano y quien buscará competir por la Gobernación de esa provincia.
    Con estos cambios se concretaron las versiones que habían sobrevolado en la Rosada durante los últimos días y que indicaban que Capitanich retornaría a Chaco para presentarse como candidato a intendente de Resistencia y también hacer campaña para que un hombre de su confianza retenga la Gobernación.
  Los cambios en el gabinete fueron informados al mediodía por el secretario de Comunicación Pública y vocero presidencial, Alfredo Scoccimarro, y por la tarde Cristina Kirchner les tomó juramento en el Salón Blanco de la Casa de Gobierno.
  En tanto, la secretaría que deja vacante Gollán quedará a cargo de Nicolás Kreplak, quien estaba al frente de la Subsecretaría de Medicina Comunitaria, Maternidad e Infancia, se informó.
  La mandataria puso en funciones a Fernández, Gollán y De Pedro en una ceremonia donde estuvieron todos los ministros y el vicepresidente, Amado Boudou.

Agradecimiento. Entre ellos asistieron los salientes Jorge Capitanich y Juan Manzur, a quienes Cristina Kirchner les agradeció especialmente por su trabajo en el Gabinete, al romper el protocolo y dar unas palabras tras la jura.
  “Quiero hablarles a dos compañeros que se van, Manzur y Capitanich, porque ambos llegaron al gabinete en momentos muy difíciles. Ser miembro de un gobierno que recién empieza o que está en su mejor momento político es mucho mas fácil, pero dejar una posición cómoda para venir a compartir sinsabores y esfuerzos es complicado...”, señaló la mandataria al recordar el desembarco de ambos en 2009 y 2013, respectivamente.
  Luego de la ceremonia, De Pedro también ofreció unas breves declaraciones a la prensa en las que señaló que la agrupación oficialista La Cámpora, a la que pertenece, trata de “representar al conjunto de los jóvenes” y precisó que la llegada al gobierno de otro integrante de ese sector “significa poder aportar energía, trabajo e ideas nuevas”.
  De Pedro fue el más ovacionado durante la ceremonia a raíz de la gran cantidad de militantes de La Cámpora que estuvieron en el Salón Blanco, aunque Aníbal Fernández también se ganó unos sonoros aplausos, y ambos recibieron fuertes abrazos de parte de la mandataria tras el tradicional “Sí, juro”.

Interinato. Capitanich había llegado a la Jefatura de Gabinete en noviembre de 2013 para reemplazar a Aníbal Fernández, quien en ese momento debía asumir la banca en el Senado y abandonó el cargo que ahora recuperó.
  Por la mañana, en su habitual conferencia de prensa en la Rosada, Capitanich había evitado confirmar su inminente salida del Ejecutivo y se limitó a reírse cuando los periodistas lo consultaron sobre esos rumores.
  Mientras el chaqueño buscaba el efecto sorpresa, la mandataria convocaba a Fernández a la quinta de Olivos para anunciarle personalmente los cambios que había decidido tomar, por lo cual el ex senador retoma ahora el puesto que ya había ocupado entre 2009 y 2011.

Cristina hizo una férrea defensa de La Cámpora

La presidenta defendió ayer a La Cámpora y cuestionó a los sectores que buscan “asustar a la gente” —dijo— con el crecimiento de esa agrupación. Al tomar juramento a los nuevos ministros, Cristina rompió su costumbre de retirarse del Salón Blanco de inmediato y, frente a un auditorio conformado mayoritariamente por los jóvenes kirchneristas y pronunció un breve mensaje para despedir a Capitanich y Manzur y darle la bienvenida a los flamantes funcionarios. Se dirigió entonces al ministro de Economía: “No vas a estar solo Axel, vas a tener otro más”, dijo en alusión a Wado de Pedro, “porque también estuve leyendo por ahí que ahora La Cámpora, no sé qué cosa, ¿y Axel de dónde es? ¿De Defensores de Villa Domínico?”, preguntó. “La verdad que, bueno, pero siempre hay que decir algo, siempre hay que ver... asustar a la gente, diciendo no sé qué cosa”, señaló entonces en alusión a las críticas sobre el avance de la agrupación en el gobierno. Además, en relación a su estilo de gobierno, dijo: “Uno puede estar en acuerdo o en desacuerdo con lo que piensa el otro, pero todo aquel que se juega por lo que piensa, no por lo que le conviene, merece el respeto de todos los argentinos piensen como piensen”.

“He cumplido airosamente”

Jorge Capitanich dijo anoche que cumplió “airosamente” su función como ministro coordinado y le agradeció a la presidenta por haberlo designado en ese cargo. “He cumplido airosamente lo que me habían encomendado para este proyecto de inclusión, equidad y transformación de la actividad productiva para todos los argentinos”. Consultado sobre si trabajará para su candidatura en Resistencia, confirmó: “Sí, sí, voy a trabajar; voy a ser candidato”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS