Política

Lifschitz descartó un estallido pero advirtió: "Nunca falta quien pueda promoverlo"

El gobernador admitió "un riesgo mayor de conflictividad social" por las condiciones económicas. También destacó que "no quiero ser un socio del ajuste porque no compartimos esa mirada de la política económica"

Jueves 06 de Septiembre de 2018

El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, aseguró que "en el horizonte cercano" no hay riesgo de un estallido social en la provincia ni ningún dato que permita "suponer alguna dificultad", aunque remarcó que hay "un riesgo mayor de conflictividad" cuando empeoran las condiciones económicas y sociales, y sentenció que "nunca falta alguien que pueda promoverlo".
"Cuando las condiciones económicas y sociales empeoran siempre hay un riesgo mayor de conflictividad social y nunca falta alguien que pueda promoverlo y tener alguna intención de generar algún foco de violencia", sentenció Lifschitz en el Salón Blanco de la Casa de Gobierno, luego de la presentación de la Copa Santa Fe Hockey. Sin embargo, remarcó: "No tenemos ningún dato ni ninguna situación en la provincia de Santa Fe que nos permita suponer alguna dificultad en el horizonte cercano".
copa.jpg
El gobernador presentó esta tarde la Copa Santa Fe de hockey.
El gobernador presentó esta tarde la Copa Santa Fe de hockey.

Sobre la reunión que mantuvo hoy el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, con los ministros de Economía de las provincias (entre ellos Gonzalo Saglione, por Santa Fe), el gobernador dijo que se trató de "una reunión de discusión: Nación insiste con el recorte de recursos a las provincias y los gobiernos provinciales planteamos que si hay que hacer esfuerzos que sean parejos, que todos los sectores de la economía hagan su aporte".
"Los recursos que pierden las provincias son recursos volcados a políticas sociales, a subsidiar el transporte o financiar las tarifas sociales de energía eléctrica, la salud o la educación. Hablamos de recursos que tienen un impacto social directo, por lo que no creemos conveniente poner el eje en ese tipo de recortes, hay que buscar equilibrio fiscal también por otras vías", manifestó.
En cuanto al tira y afloje entre la Nación y la provincia por los recursos, Lifschitz sostuvo: "No quiero ser un socio del ajuste porque no compartimos esa mirada de la política económica, entendemos que hay que garantizar la gobernabilidad y que hay que tratar de poner el hombro, pero al mismo tiempo queremos defender los recursos que le corresponden a la provincia de Santa Fe y por otro lado defender la necesidad de no hacer ajustes que tengan impacto social sobre los sectores más vulnerables".

Dijo además sobre las deudas de coparticipación: "Decidimos dejarla en un freezer por unas semanas al menos porque las bases sobre las cuales estábamos conversando desde febrero están totalmente alteradas hoy. Estábamos hablando de una inflación controlada, de un dólar de veintipico o treinta pesos, estábamos en otras condiciones de la economía".
Embed

"Sin cortar las negociaciones, hay que rebobinar y volver a empezar, replantear el escenario", indicó.
Sostuvo que "el recorte mas importante ha sido el fondo sojero y algunas partidas de salud que están demoradas y nos obligan a reponer esos recursos, obviamente que a quienes siguen tratamientos complejos no se les pueden suspender la provisión de medicamentos, pero eso es hasta este momento, hay que ver qué ocurre con las nuevas medidas que se han anunciado, cómo se van implementando, a partir de cuándo... evidentemente estamos en un escenario de una economía muy complicada y de mucha inestabilidad por lo que pasa con el dólar y también porque el gobierno va cambiando las reglas del juego permanentemente".

Indicó que la provincia intenta "cuidar los recursos de la provincia y sostener la obra pública provincial porque hoy hay cuarenta mil santafesinos que tienen un sueldo a fin de mes gracias a la obra pública y eso para nosotros es fundamental", además de remarcar que, "por supuesto, no se pueden sacar recursos de la educación ni de la salud pública ni de la seguridad".
Finalmente, sobre la quita del subsidio al transporte, aseveró: "Ni la provincia ni los municipios van a ser capaces de cubrir esa brecha, que en el caso de Santa Fe es de más de 2.300 millones de pesos en el año".

Acerca de la Copa Santa Fe Hockey indicó que no solamente "es una manera de promover el deporte y estimular a los clubes del interior, sino también promover la integración de la provincia".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario