Política

Le dieron prisióndomiciliaria alrepresor Etchecolatz

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nº 6 le concedió ayer la prisión domiciliaria al represor condenado a prisión perpetua Miguel Etchecolatz, quien en los próximos días será trasladado a una vivienda de la ciudad bonaerense de Mar del Plata.

Jueves 28 de Diciembre de 2017

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal Nº 6 le concedió ayer la prisión domiciliaria al represor condenado a prisión perpetua Miguel Etchecolatz, quien en los próximos días será trasladado a una vivienda de la ciudad bonaerense de Mar del Plata.

Los jueces José Martínez Sobrino, Julio Panelo y Fernando Canero entendieron que Etchecolatz cumple con los requisitos del artículo 10 del Código Penal y del artículo 32 de la ley Nº 24.660 para recibir la domiciliaria.

En el fallo, resaltaron "que la situación del imputado (cuenta con 88 años y diversas dolencias) encuadra dentro de las previsiones de la normativa reseñada, tratándose del geronte con mayor edad en institución carcelaria en todo el ámbito penitenciario federal".

El ex jefe de la Policía Bonaerense, condenado en seis juicios por delitos de lesa humanidad, fijó domicilio en Mar del Plata, donde tendrá "un dispositivo de monitoreo electrónico" y vivirá junto a su esposa, que oficiará de "garante en el cuidado".

Los magistrados prohibieron que tenga armas de fuego en su casa, ubicada en la calle Nuevo Boulevard del Bosque, entre Guaraníes y Tobas (bosque Peralta Ramos).

El tribunal hizo lugar al pedido del defensor oficial de Etchecolatz, Carlos Ranuschio, luego de que en otras causas le otorgaran al represor el mismo beneficio, que ahora podrá hacerse efectivo porque era el último pendiente.

Se espera que en los próximos días el represor sea trasladado a Mar del Plata por el Servicio Penitenciario Federal (SPF).

El ex jefe de la Brigada de Investigaciones de la Bonaerense enfrenta ahora otro juicio oral por hechos que se produjeron en las dependencias de la comisaria 1ª de Monte Grande y en la ex División Cuatrerismo de la Bonaerense (La Matanza).

Cuando la fuerza era comandada por el fallecido represor Ramón Camps, tuvo a su cargo los 21 centros clandestinos de detención, tortura y exterminio que funcionaron en territorio bonaerense durante la última dictadura.

Además, la desaparición de Julio López se produjo días después de que el testigo declarara en una causa en su contra, en 2006.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario