Política

La Legislatura debate el pliego de una fiscal que manejó alcoholizada

La Asamblea Legislativa provincial tratará hoy los pliegos de diez candidatos propuestos para ser parte del Poder Judicial de Santa Fe.

Jueves 13 de Septiembre de 2018

La Asamblea Legislativa provincial tratará hoy los pliegos de diez candidatos propuestos para ser parte del Poder Judicial de Santa Fe. Insólitamente, entre ellas figura una fiscal de Rosario que en abril del año pasado conducía alcoholizada, fue detenida por un retén de tránsito y dio positivo en el control de alcoholemia.

Lo que discutirán diputados y senadores es si la convierten en fiscal titular del Ministerio Pública de la Acusación en Rosario.

La asamblea debe tratar los pliegos de cinco jueces de cámara, un juez de primera instancia, dos fiscales y dos defensores para designarlos en tribunales de distintas ciudades de la provincia. Si la sesión no se realizara hoy, el segundo llamado es para el próximo 20 de septiembre.

Entre los pliegos que quedarán bajo la lupa de los legisladores santafesinos se encuentra el de la rosarina Valeria Pía Haurigot, quien ya se desempeña como fiscal del MPA en Rosario y aspira a ser titular en ese cargo.

El suyo es un caso más que polémico porque dio positivo en un control de alcoholemia. El hecho ocurrió el domingo 2 de abril de 2017 en Funes. El vehículo que conducía la fiscal fue detenido en un operativo en Mitre y Tomás de la Torre de esa ciudad. Allí se le realizó la prueba y el resultado determinó que la funcionaria tenía 1,2 gramo de alcohol por litro de sangre, más del doble que lo permitido para estar al mando de un vehículo.

"La funcionaria dio positivo en un control de 2017. La Legislatura decide si titulariza su cargo en el MPA Rosario"

Tras esa comprobación, el auto que conducía Haurigot fue secuestrado y enviado al corralón, donde un día después fue retirado por la funcionaria tras abonar las multas correspondientes.

En ese momento la conducta de la fiscal mereció la condena de organismos vinculados a la seguridad vial y de víctimas de accidentes de tránsito, aunque increíblemente no motivó ninguna sanción del Ministerio Público de la Acusación.

Hasta el ministro de Justicia de la provincia, Ricardo Silberstein, se pronunció sobre el tema. Según el funcionario, el hecho constituyó una "grave inconducta" de Haurigot, quien según él debía ser juzgada a través de un jury de enjuiciamiento que determinara si podía continuar o no ejerciendo como fiscal.

Sin embargo, hasta el momento, nada de eso ocurrió.

Ahora su pliego es uno de los que deben discutirse en la Asamblea Legislativa, y si resulta aprobado la funcionaria que manejó alcoholizada podría ser fiscal titular en los Tribunales de Rosario, donde de hecho ya se desempeña como tal.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario