Política

La idea de un nuevo frente político en Rosario mete ruido

Mientras que el massista Grandinetti supedita acuerdos a un "gran debate" previo, la radical Schmuck advierte: "El FPCyS no va más"

Viernes 12 de Enero de 2018

La probable convergencia en un espacio amplio en Rosario, propiciada por algunos referentes del socialismo, fue supeditada ayer por el diputado nacional massista Alejandro Grandinetti a la apertura de "un gran debate" que desemboque en la definición de "políticas concretas". A su turno, y determinante, la concejala radical María Eugenia Schmuck le hizo un guiño a esa posibilidad: "El Frente Progresista (FPCyS) no va más. Hay que convocar a muchos actores que hoy no están (en la coalición)".

La idea de algunas referencias socialistas de confluir en un frente amplio con Ciudad Futura y el massismo, manteniendo la alianza histórica con la UCR, Pablo Javkin, el PDP y otros sellos partidarios, provocó un nuevo sacudón del tablero político santafesino.

De hecho, y como reflejó La Capital es su edición de ayer, el gobernador Miguel Lifschitz también considera prioritario incorporar a figuras que no reportan en política.

"Falta un montón para 2019 y acelerar los tiempos es un error. La mayoría de los argentinos quiere que solucionemos temas concretos como la economía, los tarifazos y demás políticas del gobierno nacional. Necesitamos un poco de sensatez antes de volver a debatir otras cuestiones", advirtió Grandinetti.

Asimismo, el legislador del Frente Renovador (FR) enfatizó que, "para llegar a esa confluencia, se tiene que dar antes un gran debate sobre políticas concretas, lograr acuerdos". Y ejemplificó: "Es algo que hice con el gobernador Miguel Lifschitz respecto de algunos temas que quedaban pendientes en el presupuesto nacional 2018, como el acueducto Desvío Arijón-Rafaela ".

"Hay que recordar que la propuesta del Frente Renovador para las elecciones de 2015 fue con diálogo hacia el peronismo, la UCR y Margarita Stolbizer (GEN)", enfatizó el diputado.

No obstante, Grandinetti le fijó más límites a una eventual coalición amplia. "No participaría de un espacio con ciertas estructuras políticas que avalan lo que viene ocurriendo, por ejemplo, con los gremialistas actualmente bajo la lupa de la Justicia, verdaderos oportunistas que les roban a sus afiliados", fundamentó.

"Lo peor que puede ocurrir es armar una coalición política únicamente para enfrentar a otro espacio. Hay que generar ideas y encontrar objetivos en común. Con (el diputado nacional del FPCyS) Luis Contigiani lo logramos durante el reciente tratamiento de leyes impulsadas por el oficialismo (reforma previsional)", prosiguió.

Asimismo, Grandinetti dejó sobre la mesa otro requisito que puede resultar determinante al momento de avanzar hacia un acuerdo: "Un compromiso muy claro que incluya una reforma constitucional en la provincia con autonomía para los municipios y modificaciones en la representatividad política en el Concejo Deliberante. Son discusiones que faltan dar para mejorarles la calidad de vida a los santafesinos".

Por su parte, Schmuck, quien integra el FPCyS, aseguró que "el socialismo tiene que dejar de discutir por los medios de comunicación y sentarse a debatir con los distintos actores que conforman la coalición, porque hay que refundarla".

"Así como está, el Frente Progresista no va más. Hay que plantear una nueva construcción política, con otra metodología y perspectiva, lo que implica abandonar viejos esquemas de poder", enfatizó la concejala, para luego sugerir una convocatoria a "muchos actores que hoy no están en una coalición que, además, deberá refundarse bajo otro nombre".

Acerca de la posibilidad de sumar a Ciudad Futura y al massismo, Schmuck subrayó: "Estoy segura de que hay objetivos en común, pero para avanzar en esa línea debe establecerse un marco de construcción que hoy no existe en el Frente Progresista".

"Cualquier frente que pretenda erigir una ciudad distinta tiene que conformarse este año. El ciclo del FPCyS ya se agotó, incluso antes de los comicios de 2017. Seguimos mirándonos entre nosotros, mientras la sociedad va por otro lado", concluyó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario