Política

La economía provincial, afectada por la crisis de los commodities

El escenario macroeconómico.    Los precios de las materias primas agrícolas cayeron casi un veinte por ciento durante el segundo semestre del año pasado.

Lunes 02 de Febrero de 2015

La economía provincial padece de primera mano el cambio de tendencia en las cotizaciones internacionales de las materias primas agrícolas, cuyas fuertes subas a partir del año año 2001 armaron un escenario de "viento de cola" que ya no sopla y que presenta nuevos desafíos a las economías regionales.

Así lo informa un trabajo reciente del Instituto Provincial de Estadísticas y Censos (Ipec) que alerta sobre la caída de los precios de los commodities, dada la relevancia que tiene la cotización de las mismas para la economía de la provincia.

"Esta caída en el precio de los commodities, impulsada por factores externos, atenúa la expansión económica tanto del país, en general, como de la provincia de Santa Fe, en particular", sostuvo el secretario de Planificación y Política Económica, Pablo Olivares, quien puntualizó que en el segundo semestre del año pasado los valores de las materias primas agrícolas sufrieron una caída del 19,9 por ciento.

En ese sentido, Olivares recordó que la fuerte suba de los precios de los commodities entre 2001 y 2008 fue impulsada por el crecimiento de la demanda china, la política monetaria expansiva de los Estados Unidos que favoreció el ingreso de bancos y fondos especulativos en los mercados de futuros de materias primas, y la incorporación de innovaciones tecnológicas en dichos mercados.

"En nuestro país, el impacto sobre el ingreso de divisas por exportaciones del complejo sojero dependerá de la magnitud de la caída del precio y de las cantidades exportadas".

Respecto a la caída de los precios de los commodities, el secretario de Política Económica recordó que tras la crisis de las hipotecas en Estados Unidos se consolidó un incremento de precios tan fuerte que llevó los precios de commodities rápidamente a los niveles previos a la crisis, hasta mediados de 2014.

"Pero desde junio del año pasado se asiste a una rápida caída de las cotizaciones, explicada por la sobreoferta de materias primas, fundamentalmente de petróleo", puntualizó.

De acuerdo al documento del Ipec difundido durante la semana pasada, las bajas en las cotizaciones de los últimos seis meses "no parecen encontrar un piso claramente definido, debido a varios factores que configuran un escenario en el que es improbable una rápida recuperación de los precios: el débil crecimiento de la demanda agregada (no sólo de materias primas) en Estados Unidos, Europa, China y otros grandes países emergentes, a una velocidad inferior al de la oferta de commodities; la apreciación del dólar, que torna a las materias primas menos atractivas como reserva de valor; y las expectativas de aumento de tasas de interés en Estados Unidos a partir del probable giro de la política monetaria ultra expansiva de la Reserva Federal a otra más moderada y con énfasis en evitar rebrotes inflacionarios".

Con respecto a los commodities no agrícolas como el caso del petróleo, el documento señala que "el derrumbe del precio del mismo hasta aproximadamente 50 dólares por barril en la actualidad, tendrá impactos negativos para los países altamente dependientes de las divisas de exportación de crudo para financiar el gasto público". "Al debilitarse su demanda, las cotizaciones de aceite y grano de soja se mantengan deprimidas, y con tendencia a la baja", añade el trabajo.

Récord de comercio entre Argentina y China

El comercio exterior entre Argentina y China alcanzó en 2014 una participación de 11,5 por ciento, lo que representó un máximo histórico en la incidencia de esa nación en los flujos comerciales argentinos, según un informe de la Cámara Argentina de Comercio (CAC).
    La entidad explicó que el comercio exterior mide la suma de las exportaciones argentinas hacia China y las importaciones con ese origen, y las cifras surgen de un análisis elaborado por la CAC de las estadísticas oficiales publicadas. En paralelo con la visita oficial a China de la presidenta Cristina Fernández, la CAC afirmó que “pese al fuerte crecimiento del intercambio bilateral observado” aún existen oportunidades de intercambio entre los dos países “que no están siendo plenamente aprovechada”.
    Al respecto, esa entidad afirmó que en particular, “hay indicios de que podrían incrementarse las exportaciones argentinas hacia China de carne de ganado bovino, cebada, preparados alimenticios, productos y preparados químicos, entre otros”. “Asimismo, podría iniciarse la exportación de productos tales como mineral de cobre, almidón y ciertos tipos de trigo sin moler”, agregó el informe de la CAC sobre oportunidades comerciales con China.
    El informe precisó que las exportaciones locales hacia China en 2014 sumaron 5.006 millones de dólares, lo que significa el 7 por ciento de las ventas externas de Argentina.
    Por su parte, las importaciones argentinas provenientes de China totalizaron el año pasado un monto de 10.795 millones de dólares, equivalentes al 16,5 por ciento de las compras totales del país.

Tamberos renuevan quejas por el precio de la leche cruda

La Sociedad Rural Argentina (SRA) tildó ayer de “inaceptable” la decisión de algunas empresas lácteas de bajar el precio que cobran los productores por la leche cruda entregada en enero, y criticó la “total desidia” del gobierno nacional respecto a este problema.
    “Una baja en el precio que reciben los tamberos es inaceptable. El productor está hoy descapitalizado, con un precio que no alcanza a cubrir los costos crecientes a causa de la inflación, y con un alto nivel de endeudamiento”, señaló la Rural en un comunicado.
    La entidad argumentó que, por el contrario, “con los elevados niveles de inflación, ese pago debería ser mayor al que hoy se le está haciendo al tambero”.
    ”Ante esta situación, el gobierno nacional mostró total desidia por este problema y siguió beneficiando a la industria en detrimento del productor”, fustigó.
    Para la SRA las políticas públicas, “que cerraron arbitrariamente las exportaciones e intervinieron el mercado, castigaron al productor y beneficiaron a las industrias que compraron materia prima muy por debajo de su valor real”.
    Esa medida, que se tomó en momentos de buenos precios internacionales “que el productor no llegó a percibir” se revierten ahora que el valor de la leche bajó en el mercado mundial. “Los industriales intentan transferir los resultados de su ineficiencia y desacertadas decisiones empresariales a los productores”, denunció la entidad.
    Desde la SRA subrayaron además que esta situación contrasta con lo que ocurre “al otro lado del río de La Plata”, ya que en Uruguay los productores pudieron captar los buenos precios internacionales y aumentaron la producción con inversión y tecnología.
    Mientras tanto, en Argentina, “los industriales pagaron menos de lo que deberían haber pagado en condiciones de mercado”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS