Política

La Cámara de Diputados de Santa Fe aprobó el pase a planta de 3.315 empleados estatales

Los trabajadores prestan servicio como contratados. Casi 2000, son empleados de salud tales como enfermeros y agentes sanitarios. Se abstuvo UCR y PRO.

Viernes 21 de Noviembre de 2014

La Cámara de Diputados dio media sanción ayer a la ley que dispone el pase a planta permanente de 3.315 empleados del Estado santafesino que actualmente prestan servicios en calidad de contratados. La inmensa mayoría, alrededor de 2000, son empleados de salud tales como enfermeros y agentes sanitarios que se desempeñan en hospitales de toda la provincia, el resto en fuerzas de seguridad y la docencia, entre otras áreas.

La iniciativa que otorga seguridad laboral a los beneficiarios directos fue enviado por el Poder Ejecutivo y había sido acordada a principios de año en el marco de la paritaria del sector público con los gremios del sector tales como ATE y UPCN que ayer saludaron efusivamente la decisión. ATE colmó la barra y aplaudió la media sanción. Horas antes había realizado un multitudinario acto en la explanada del edificio en el que su secretario general, Jorge Hoffman, explicó los alcances del proyecto. En el recinto y a la hora de explicar los votos, el diputado Marcelo Picardi quien integra la comisión directiva del UPCN, comunicó el saludo del secretario general de ese gremio, Jorge Molina. "Es una victoria de todos y del régimen de paritaria", festejó Hoffman.

Los diputados votaron la ley en base a un consenso generalizado para que fuera aprobada. No tuvo ningún voto en contra. El resultado de la votación arrojó el siguiente resultado: 29 votos afirmativos y 10 abstenciones. Pero el acuerdo generalizado fue el que facilitó el tratamiento en el día de ayer porque se fue un debate sobre tablas. Es decir, fuera del orden del día y para ello se requiere dos tercios de los miembros del cuerpo que autoricen el mecanismo que pone a todo el cuerpo en comisión permitiendo que se debata una cuestión.

La comisión de Asuntos Constitucionales recién emitió dictamen sobre el mediodía pero para entonces ya se hablaba de que se había alcanzado acuerdo entre todas las bancadas partidarias para que la decisión no se postergara hasta el año venidero. Ello pareció alentar el entusiasmo de los dirigentes gremiales quienes se mostraron confiados en que el Senado convierta definitivamente en ley la semana próxima. De hecho, ayer mismo no bien la aprobó Diputados, se dio ingreso a esa ley en la Cámara alta donde se admitió que el compromiso es tratarla el jueves venidero.

Ese consenso hizo que el proyecto no tuviera votos negativos aunque si hubo algunos reparos que se notaron en las 10 abstenciones autorizados (éstas se dan cuando un legislador no quiere oponerse abiertamente a una iniciativa pero considera que tiene objeciones que le impiden aprobarla). Se abstuvieron 5 diputados radicales y 5 del PRO.

Desde ésta última bancada, argumentó las abstenciones el diputado Federico Angelini, quien objetó que el gobierno no hubiere cubierto — "incluso habiendo resuelto la situación de precariedad de los empleados desde ha mucho tiempo", ironizó— con vacantes que actualmente existen en el esquema del Estado.

El mismo argumento usó el diputado Pablo Di Bert quien contó en el recinto la entrevista de su bloque con el secretario de la Función Pública, Juan Carlos Pucciarelli. "Le preguntamos porque en lugar de crear 3.300 nuevos cargos no usaron los 8.000 que tienen vacantes. Nos dijo que no son 8.000 sino 1.100. Le preguntamos por qué nos los usaron. Nos dijo, entonces, que eran categorías altas. Le preguntamos por qué no las desdoblaron (de una alta crear dos iniciales) y nos respondió que no tenían plata". A diferencia de Angelini y el bloque del PRO, Di Bert votó a favor.

También votaron a favor las demás bancadas las peronistas y las del PS, CC, SI y Pares. En general todas argumentaron en términos similares al peronista Leandro Busatto quien habló "de un hecho reparador que blanquea la situación laboral de muchos trabajadores que ahora estarán tranquilos junto a sus familias".

En ese marco, el diputado del PRO, Federico Angelini, fue mucho más duro con el proyecto ante los micrófonos de la prensa que cuando habló en el recinto. "No estoy de acuerdo porque pudieron usar el cupo de cargos creados en el presupuesto 2014 y que no usaron. ¿Cómo sé adónde que con estos cargos no harán lo mismo y usarán la plata para otra cosa sin efectivizar al personal? Esto de seguir incorporando planta al Estado hace más rígido el gasto y va a complicar a las próximas gestiones tanto como a la obra pública", manifestó.

Cuando LaCapital le preguntó por qué no voto en contra, el legislador macrista respondió: "Yo hubiera votado a título personal en contra porque había un acuerdo entre el FPV y el Frente Progresista, es decir tenían los votos para sacarlo, pero hay dos situaciones que me lo impidieron. Primero, porque en el bloque hubo quienes quisieron abstenerse, y segundo porque no queremos aguarle la fiesta a los trabajadores que esperaban esta decisión".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario