Política

"Hay que armar un frente mucho más grande para ganarle al peronismo"

Federico Angelini es legislador provincial en la Cámara de Diputados. Estuvo a cargo de la Unidad de Gestión e Intervención Social en Caba.

Domingo 03 de Noviembre de 2019

Uno de los ganadores santafesinos de los comicios del domingo fue Federico Angelini. La lista que encabezó a nivel de diputado nacional también remontó la derrota de las primarias del 11 de agosto, y escaló hasta ser la más votada el domingo pasado. Según, el actual legislador provincial también quedó demostrado que el "no peronismo tiene más votos que el peronismo". Por eso, le otorga crédito a la posibilidad de armar un frente más amplio, de cara a 2023, donde no descarta al socialismo santafesino, entre otras fuerzas.

En una entrevista con La Capital, Angelini admite opiniones encontradas en Cambiemos Santa Fe y lanza un dardo, sin nombrarlo, contra Roy López Molina y su sector: "La participación de algunos fue mínima, nula. Y mientras todos estábamos enfocados para ganar, otros planteaban cuestiones internas", descerraja el dirigente rosarino. A renglón seguido, reforzando la grieta cambiemita, dijo que su grupo "transpiró la camiseta para ganar" y recorrió con trabajo militante todos los barrios de la provincia de Santa Fe.

En esa línea de razonamiento, Angelini también se quejó de los resultados en el conurbano bonaerense y acusó a algunos candidatos a intendente por las diferencias en las performances entre ellos y el candidato presidencial y la postulante a gobernadora.

—Después de las elecciones, ¿cambiaron las perspectivas de Juntos por el Cambio?

—Sí. Más allá de que nosotros queríamos ganar o llegar a un ballottage, claramente hay un piso de votos del no peronismo que es notable. Es más, el no peronismo tiene más votos que el peronismo, pero hay una base que reconstruir de cara al 2023. Las cosas salieron mucho mejor de lo que muchos pensaban y hay un proyecto muy importante.

—Se dio una cuestión muy particular: se decía que Vidal iba a ser quien traccione a Macri desde la provincia de Buenos Aires, pero Fernández ganó por una diferencia notable en ese distrito, que es el más importante. Con una notable diferencia de un millón y medio de votos.

—Tengo algunas observaciones sobre el comportamiento de algunos intendentes. Si todos hubiéramos puesto el mismo énfasis para que Macri llegue al ballottage, probablemente hoy estaríamos hablando de otra cosa. El esfuerzo que se hizo en el interior del país para que Macri sea reelecto tengo mis dudas de que se haya hecho en el conurbano bonaerense.

—¿Esto traerá problemas a futuro para la unidad del espacio?

—Tiene que ser discutido todo puertas para adentro, con un gran debate de por qué sucedieron algunas cosas. Y que ese debate nos sirva para salir fortalecidos, y que nos permita tomar el camino de una oposición responsable, que ponga límites a lo que ya conocemos del kirchnerismo y, al mismo tiempo, empezar un proceso de reconstrucción. Ese espacio tiene que ser más amplio que lo que fue Cambiemos para ganar las elecciones de 2023.

—Usted dijo que en Santa Fe, mientras algunos trabajaban para la reelección de Macri otros se miraban el ombligo? ¿Lo dijo por Roy López Molina y ese sector interno?

—Lo que veo es que la participación de algunos fue mínima, nula. Y mientras todos estábamos enfocados para ganar, otros planteaban cuestiones internas. Cada cosa tiene sus tiempos. En la previa había que trabajar para ganar las elecciones, no para trabajar en la interna, como otros hicieron.

—¿Se viene otro escenario en Cambiemos Santa Fe?

—Siempre es válido que unos pocos planteen diferencias y, si no nos ponemos de acuerdo, está bien que hagan su camino. También es cierto que hubo un grupo que se puso la camiseta, la transpiró, recorrió los barrios de Rosario, cada barrio de la provincia y ganó la elección.

—A partir del crecimiento electoral de Macri en la general, ya no se habla tanto del pos macrismo. ¿Murió de nonato como la reforma constitucional santafesina?

—El macrismo seguirá estando. Espero que el presidente Macri sea el líder de la oposición, y ahí me encontraré trabajando muy cómodo. Eso no quita que sea necesario invitar a más gente a la mesa de decisiones, y que esas decisiones no pasen exclusivamente por una persona. En ese sentido, sería oportuno sumar a Vidal, a Rodríguez Larreta, a dirigentes del interior que tengamos cosas para aportar, a Pichetto, quien demostró una capacidad enorme. Hay que empezar a pensar también qué va a hacer el socialismo, Urtubey, al margen de seguir con nuestros socios naturales que son el radicalismo y la Coalición Cívica.

"Estamos cortos de tiempo para la reforma. Queremos saber la opinión del gobernador electo y de los senadores peronistas antes de fijar posición"

—¿Lo que pasó en Santa Fe en las elecciones a gobernador y en la Nación a presidente, obliga a un replanteamiento de las fuerzas no peronistas?

—Probablemente, pero también hay que decir que los que tomaron la decisión de ser opositores al gobierno nacional fue el Frente Progresista. Muchas veces, cuando uno ve quién está enfrente, por ejemplo el kirchnerismo, hay que priorizar las coincidencias por sobre las diferencias.

—¿O sea que no descarta un paraguas provincial con el Frente Progresista?

—Hoy el escenario en Santa Fe muestra que está el justicialismo y Juntos por el Cambio. Esas van a ser las dos referencias nacionales y las que van a empezar a ampliarse, cada vez más, en Santa Fe. Ojalá haya servido de experiencia las elecciones provinciales para que algunos se den cuenta de que hay que armar un frente mucho más grande para ganarle al peronismo.

—¿Qué va a hacer Cambiemos en Santa Fe con la reforma constitucional?

—Primero queremos una declaración del gobernador electo. Que Perotti opine sobre el tema es muy importante. Después queremos las opiniones de los dos intendentes de las ciudades más grandes (Javkin y Jaton), también nos gustaría ver la posición del bloque de senadores peronistas. A partir de ahí se puede empezar a vislumbrar la posibilidad o no de una reforma.

—Parece alocado tratarlo en la transición.

—Estamos cortos de tiempo. Lo más prolijo sería que la próxima Legislatura trate el tema. Pero si hay tiempo, no tenemos problemas en tratarla. Pero pedimos esta serie de condiciones.

—¿Usted va a participar de un sub-bloque del PRO con algunas referencias del ala política de Cambiemos?

—Tengo muy buena relación con Frigerio, Monzó, Bullrich, Pichetto. Pero siempre voy a estar donde pueda ayudar más al presidente Macri.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario