Política

Hábeas corpus y recurso ante la Corte por Milagro Sala

La defensa de Milagro Sala realizó ayer una presentación a la Corte Suprema e interpuso un hábeas corpus ante el juez de turno en Jujuy a favor de la líder de la Túpac Amaru, para solicitar que su alojamiento en el penal de Alto Comedero, tras advertir que su vida "corre peligro".

Miércoles 18 de Octubre de 2017

La defensa de Milagro Sala realizó ayer una presentación a la Corte Suprema e interpuso un hábeas corpus ante el juez de turno en Jujuy a favor de la líder de la Túpac Amaru, para solicitar que su alojamiento en el penal de Alto Comedero, tras advertir que su vida "corre peligro".

En ambas peticiones, los abogados de Sala recordaron que la medida cautelar dispuesta por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (Cidh) el 27 de julio pasado aún está vigente y reclamaron su cumplimiento.

La defensa afirmó que "hay mucha preocupación por el estado de la dirigente social, el que claramente se ve agravado por nuevos hostigamientos de parte del personal del servicio penitenciario, quien durante la madruga (de ayer) la despertó reiteradas veces sin ninguna razón".

En los escritos, los letrados también resaltaron los motivos que llevaron a la Cidh a dictar la medida cautelar en virtud del "daño irreparable" que podría producir la permanencia de la dirigente social en la cárcel.

Señalaron, además, que la medida "se adoptó tras corroborar por parte de los comisionados el nivel de hostigamiento al que fue sometida la dirigente social desde el 16 de enero de 2016 cuando, tal como lo determinó el Grupo de Trabajo de Naciones Unidas, fue detenida en forma arbitraria".

En la presentación ante la Corte, la defensa de Sala informó sobre la situación de la dirigente social y solicitó al tribunal que se expida sobre los recursos extraordinarios que tiene en su poder desde abril pasado sobre la prisión preventiva de la dirigente, que cuentan con un dictamen favorable por parte de la Procuración General de la Nación.

Para los abogados, la resolución emitida por el juez Pablo Pullen Llermanos el sábado último que dejó sin efecto el beneficio de la prisión domiciliaria "es violatoria del legítimo derecho a la defensa, además de autocontradictoria, ya que cita informes del Departamento Médico del Poder Judicial en los que recomienda que la dirigente social esté en contacto las 24 horas con su familia dado el cuadro de depresión e ideación suicida que presentaba".

Sala estuvo detenida en el Penal de Alto Comedero desde el 20 de enero de 2016 hasta el 16 de agosto pasado, cuando la Justicia le otorgó el beneficio de cumplir en un inmueble del barrio El Carmen la prisión preventiva, tal como había ordenado la Cidh.

Los abogados de Sala

recordaron que la medida cautelar dispuesta por la Cidh aún está vigente

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario