Política

Gremios rosarinos venen la marcha del miércoles un "frontón de resistencia"

La marcha del miércoles último dejó mucha tela para cortar en función de un posible nuevo armado político y gremial.

Lunes 26 de Febrero de 2018

La marcha de Hugo Moyano del miércoles último dejó mucha tela para cortar en función de un posible nuevo armado político y gremial, en donde confluirían sindicatos alineados al moyanismo, kirchnerismo, organizaciones sociales y las centrales obreras de la CTA para plantarse como un polo opositor de poder y movilización frente al gobierno nacional.

La estrategia buscó tomar forma el día de la movilización y en principio, si se mide la convocatoria, parece haber pasado con éxito su lanzamiento. En este sentido ya han brindado su posición gremios locales y de la región. Para los bancarios rosarinos la protesta "fue muy importante por quienes asistieron. No solamente el sindicato de camioneros, que fue el convocante, sino los gremios de la Corriente Federal de los trabajadores que lidera Jorge Palazzo, las dos CTA y un gran número de organizaciones sociales, estudiantiles y partidos políticos. Este armado va a conformar un nuevo polo de expresión sindical para ser oposición a las políticas económica del gobierno de Macri. Además, desde este nuevo polo de unidad, no solo con trabajadores formales pertenecientes a distintos gremios sino con organizaciones sociales que contienen a sectores muy vulnerables de la sociedad, se crea un ambiente muy propicio para que esa movilización haya sido una bisagra en cuanto a seguir enfrentando con coherencia y convicción todas las medidas que viene tomando este gobierno nacional", indicó Matías Layús, secretario de Cultura de la bancaria nacional.

Antonio Ratner, del sindicato Municipal de Rosario, consideró que la marcha "fue un compromiso de la sociedad para los que menos tienen, con los jubilados, con los que no quieren una reforma laboral, con los que quieren discutir paritarias libres. Principalmente, movilizamos aquellos que no queremos ser condicionados por un programa económico que tiende a la desocupación e incrementar la pobreza. En la marcha seguro se vio y se notó de que hay una gran demanda de la clase trabajadora para que se cambie el rumbo; nadie quiere desestabilizar a nadie".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario