Política

Ercolini indagará hoy a los detenidos por los ataques explosivos

Les tomarán declaración a los acusados de poner bombas caseras en la Recoleta y en la casa del juez Bonadio.

Sábado 17 de Noviembre de 2018

El juez federal Julián Ercolini y el fiscal Jorge Di Lello comenzará hoy a tomarles declaraciones indagatorias a los detenidos por la colocación de artefactos explosivos bajo el auto del juez Claudio Bonadio y en el cementerio de Recoleta. Ambos hechos son investigados en forma conjunta ya que la Justicia entiende que existen puntos de contacto entre los dos episodios.

Los investigadores recibieron ayer, por separado, a expertos de la Brigada de Explosivos de la Policía Federal y del Departamento Unidad de Investigaciones Antiterroristas (Duia) de la misma fuerza para conocer de primera mano la información vinculada a los allanamientos y a los explosivos.

De esos encuentros surgió la hipótesis de que ambos artefactos podrían haberse fabricado en el reducto de la calle Pavón 2300 (barrio de San Cristobal), allanado anteayer, donde se encontraron varios de los materiales que habrían sido utilizados para su elaboración.

Los principales acusados por los dos casos son: Marco Viola, el joven de 26 años que arrojó una bomba casera en el patio de la casa de Bonadio en el barrio de Belgrano, y Anahí Salcedo y Hugo Rodríguez, que fueron detenidos tras colocar un artefacto explosivo en la tumba del policía Ramón Falcón en el cementerio de Recoleta.

El hombre identificado como Hugo Rodríguez declaró que su domicilio estaba radicado en Pavón al 2300 lo que permitió a los investigadores llegar hasta ahí. Vecinos de la zona indicaron luego que Viola, protagonista del otro hecho, también había sido visto en esa zona.

La justicia ordenó cinco allanamientos vinculados a los dos hechos: tres en Capital (en las calles Brasil, Pavón y Murillo) y dos en provincia de Buenos Aires, uno en Villa Bosch donde dijo vivir Viola y el otro en Don Torcuato, en la casa de Salcedo.

En la casa de Salcedo, quien permanecía internada porque la bomba le estalló en las manos, los investigadores encontraron un croquis del cementerio en el que estaba identificado el mausoleo de Ramón Falcón.

En cuanto a la composición de los artefactos explosivos, fuentes judiciales informaron que tenían elementos parecidos pero que buscaban resultados distintos: el de Recoleta tenía como único objetivo generar una explosión mientras que el de la casa de Bonadio estaba pensado para generar un efecto incendiario.

En el allanamiento de la calle Pavón, donde fueron detenidas 11 personas, se encontraron soldadoras, pólvora, y otros elementos que podrían haber sido utilizados en la confección de los artefactos explosivos.

"La información recolectada hasta ahora permite inferir que se trata de armados rudimentarios, aunque peligrosos, y de personas con alguna conexión grupal", indicó una fuente con acceso a la investigación aunque sostuvo que sería prematuro referirse a una "asociación".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});