Política

El gobierno convalidó el operativo de Prefectura que terminó con un muerto

La autopsia confirmó que la bala que terminó con la vida del joven Rafael Nahuel es compatible con las del grupo Albatros de esa fuerza

Martes 28 de Noviembre de 2017

La ministra de Seguridad nacional, Patricia Bullrich, afirmó ayer que hay "grupos violentos que no respetan la ley, que no reconocen a la Argentina y que no aceptan al Estado, la Constitución y los símbolos", al referirse a la muerte de un balazo del joven Rafael Nahuel (22 años), al tiempo que otorgó "carácter de verdad" a la versión de los hechos que brindó Prefectura Naval. Según la autopsia, el integrante de la comunidad mapuche falleció de un disparo con una bala calibre 9 mm que ingresó a su cuerpo por el glúteo y afectó el intestino y el hígado.

"En el sur del país han ocurrido en estos últimos años más de 70 acciones violentas o atentados que nos llevan a caracterizar que estamos en una situación frente a grupos violentos que han escalado esta situación de violencia. No respetan la ley, no reconocen a la Argentina y no aceptan al Estado, la Constitución y los símbolos. Se consideran como un poder fáctico que puede resolver con una ley distinta a la ley de todos los argentinos", señaló la funcionaria.

La ministra se expresó de ese modo durante una conferencia de prensa ofrecida en la Casa Rosada junto a su par de Justicia, Germán Garavano, en la que afirmó que "no tienen reivindicaciones ni son grupos de protesta sino que han tomado a la violencia como la forma de acción política".

"Le damos a la versión que nos brinda Prefectura Naval Argentina el carácter de verdad", afirmó Bullrich, quien aseguró que en el hecho registrado en Villa Mascardi (Río Negro) el sábado pasado hubo "armas de grueso calibre" que fueron utilizadas contra efectivos de esa fuerza.

En esa línea, indicó: "En el lugar había armas de grueso calibre y de puño. Eran 15 ó 20 (personas) en formación tipo militar con lanzas y cuchillos en las puntas, máscaras anti gas y armas blancas".

Respecto de la muerte de Nahuel, la ministra afirmó que "el juez (federal Gustavo Villanueva) necesitará elementos probatorios" pero el gobierno "no, reforzando el principio de legitimidad del acto administrativo".

"Prefectura estaba en ese marco y no tenemos que probar lo que hacen las fuerzas de seguridad frente a una orden emanada de la Justicia", agregó Bullrich.

De inmediato, sostuvo que "el juez podrá buscar las pruebas que quiera", aunque advirtió que "está perdiendo bastantes días porque, desde ese momento, no se permitió entrar más (al lugar de los hechos)".

Bullrich resaltó también que "el Estado de Derecho dice que las fuerzas de seguridad que se encuentran frente a un delito tienen que actuar y la ley de flagrancia les brinda un procedimiento especialísimo".

"No vamos a acatar que se invierta la ley en la Argentina, no lo permitiremos. Ya nos costó mucho cuando se hizo eso. El Ministerio de Seguridad tiene todas las condiciones para entrar a cualquier lugar si lo ordena un juez, y lo hemos demostrado en infinitas oportunidades", completó.

La funcionaria resaltó, además, que una zona de Villa Mascardi (localidad ubicada a 30 kilómetros al sur de Bariloche) sigue tomada e informó que ayer algunas personas apedrearon a una comisión de Policía Federal (PFA) que intentaba ingresar al lugar por orden judicial.

En el arranque de la conferencia, la ministra envió su pésame a la familia de Nahuel, aunque de inmediato pidió distinguir los grupos mapuches originarios con otros que "han tomado la violencia como forma de acción política", a los que vinculó con atentados en Chile. Y adelantó que habrá tareas de coordinación con ese país para analizar la problemática.

Investigación

Paralelamente, la autopsia a los restos de Nahuel (se realizó el domingo a la tarde en Bariloche) reveló, según fuentes gubernamentales, que la muerte del joven la provocó un proyectil 9 mm, probablemente de una ametralladora, que ingresó de abajo hacia arriba y quedó alojado dentro del cuerpo.

El calibre se corresponde con el de las armas de los efectivos de la unidad Albatros (Prefectura) que perseguían a un grupo de mapuches el sábado a la tarde en Villa Mascardi. Los resultados finales de la autopsia se conocerán mañana o el jueves.

Villanueva, a cargo de todos los procedimientos desde el desalojo de la comunidad mapuche del jueves, había ordenado el sábado el secuestro de las armas de todos los efectivos que participaron del operativo. E hizo lo propio con teléfonos celulares y todos sus dispositivos móviles de comunicación.

En rigor, el desalojo se produjo el jueves y en el lugar que había ocupado la comunidad mapuche quedó una custodia de Albatros, que el sábado —en un patrullaje— participó del incidente en el que fue baleado Nahuel.

Al joven lo bajaron de la montaña Lautaro Gonzáles y Fausto Jones Huala (hermano de Facundo, líder de la RAM), los dos mapuches luego detenidos, cuando estaba herido. Pero murió antes de que pudiera ser atendido en el hospital. Desde ese momento, ningún perito ni investigador pudo llegar al lugar del hecho.

definiciones. Garavano y Bullrich sentaron la posición oficial frente a lo ocurrido el sábado en Villa Mascardi.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario