Política

El fiscal Stornelli no se presentó a indagatoria

Es la segunda vez que evita presentarse en la causa por espionaje y extorsión a cargo de Ramos Padilla. Podría ser declarado en rebeldía.

Jueves 21 de Marzo de 2019

El fiscal federal Carlos Stornelli no se presentó ayer a prestar declaración indagatoria ante el juez federal de Dolores, Alejo Ramos Padilla. Por segunda vez no asistió a la cita y volvió a recusar al magistrado. Ahora Ramos Padilla podría declararlo en rebeldía aunque no podría ordenar su traslado con al fuerza pública ni detenerlo —como lo habita la ley— porque el funcionario posee fueros.

Ramos Padilla investiga la existencia de una red de espionaje y maniobras de extorsión, algunas de ellas ligadas a empresarios señalados en la "causa de los cuadernos". El magistrado mantiene bajo prisión preventiva al falso abogado Marcelo D'Alessio y a dos ex policías y pidió la indagatoria de Stornelli ya en dos oportunidades.

Al igual que la primera vez, no concurrió al juzgado y presentó un escrito, a través de su abogado Roberto Ribas, en el que acusó a Ramos Padilla de violar "los deberes de imparcialidad" y la "necesaria reserva" sobre la investigación que lleva adelante, además de señalar que no corresponde presentarse e hasta tanto no se resuelva la primera recusación.

Ramos Padilla había rechazado el primer pedido por lo que la recusación debe ser resuelta por la Cámara de Cámara de Mar del Plata y todo indica que esta nueva presentación recorrerá igual camino.

"La parcialidad que venimos señalando en el trámite del legajo y las reiteradas recusaciones dan pie a que, afrontando la petición de declaración para el día de la fecha, entendemos que esa audiencia no debe llevarse a cabo hasta tanto estén resueltas nuestras peticiones que están largamente esperando en el tiempo su resolución", alegó la defensa de Stornelli.

"La cosa es más que simple, innecesariamente ha ventilado prácticamente el total del proceso, violando las disposiciones contenidas en el Código Procesal Penal", advirtió el abogado Ribas.

Stornelli pidió que Ramos Padilla se aparte del caso por haber ventilado sus pormenores el 13 de marzo pasado, cuando concurrió a la Comisión de Libertad de Expresión del Congreso Nacional.

Allí "se dedicó a contar en forma pública, no reservada, detalles totales del proceso", advirtió.

En la recusación indicó que "el secreto es total" en las investigaciones judiciales, aunque no estén bajo secreto de sumario, para "quienes no son parte en el proceso penal".

Ramos Padilla "no sólo suministró nombres y apellido sino detalles de todo tipo", describió Ribas.

Nuevo capítulo

La investigación que lleva adelante el juez Ramos Padilla suma a diario nuevos capítulos. Tras el pedido de juicio político del Gobierno y la acordada de la Corte Suprema para dotar de más recursos al juzgado de Dolores, ayer sorpresivamente la denuncia que impulsó el fiscal Carlos Stornelli en Comodoro Py por el escándalo D'Alessio tuvo un cambio de rumbo. El juez Julián Ercolini decidió declararse incompetente en la denuncia original que promovió el fiscal y se la pasó a su colega Claudio Bonadio, quien tendrá que resolver si acepta el expediente.

Este nuevo escenario en Comodoro Py 2002 se produjo tras un movimiento del fiscal Stornelli, que en los últimos días amplió su denuncia original. Antes hablaba de una extorsión por parte del falso abogado Marcelo D'Alessio por haberlo "girado" —como se dice en tribunales— pidiendo dinero a su nombre. Pero ahora Stornelli sostuvo que debía investigarse no solo a D'Alessio sino también al empresario Pedro Etchebest, a su hijo y a otras personas por entender que había un complot contra el expediente de los cuadernos.

Al ampliar la denuncia, la fiscal Alejandra Mangano entendió que el objeto procesal coincidía con la denuncia que había radicado la diputada Elisa Carrió en los tribunales de Retiro. Allí, la legisladora acusó a la ex presidenta Cristina Kirchner, al ex embajador Eduardo Valdes, a D'Alessio y al juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla, entre otros.

Según Carrió, hubo una maniobra para "obtener las nulidades en las causas de corrupción más emblemáticas", como cuadernos, desacreditando a quienes se acogieron bajo la figura del arrepentido.

Con la decisión de la fiscal Mangano, el juez Bonadio tendrá ahora que resolver si acepta el expediente que nació con la denuncia de Stornelli y estuvo en el juzgado de Ercolini.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});