Política

El área central del país volcó su peso poblacional para el triunfo de Cambiemos

Claves de la victoria: Mauricio Macri ganó en Capital Federal, Córdoba, Santa Fe, Mendoza y Entre Ríos, y casi empató en provincia de Buenos Aires, donde Scioli ganó por una pestaña.

Lunes 23 de Noviembre de 2015

La preferencia homogénea en el área central del país hacia Mauricio Macri gravitó como factor decisivo en el resultado de la elección presidencial de ayer. El peso poblacional reunido de Capital Federal, Córdoba, Santa Fe, Mendoza y Entre Ríos fue descargado mayoritariamente en favor del candidato de Cambiemos que se impuso en cada uno de esos distritos. En la determinante provincia de Buenos Aires Macri fue superado por apenas dos puntos en lo que significó para su campamento un desempeño más que festejado. En esta voluminosa porción de territorio, donde se concentran más de las dos terceras partes de los habitantes de la Argentina, se produjo la avalacha de votos que terminó de pavimentar el camino del actual mandatario porteño hacia la Casa Rosada.

Daniel Scioli no pudo cosechar una diferencia para él imprescindible en la provincia que gobierna hace ocho años y que alberga a casi doce millones de electores. Se impuso allí por una pestaña, 200 mil votos, lo que no le alcanzó para revertir la correntada de adhesiones registradas por su contendiente en los demás distritos grandes. Scioli sumó en su provincia casi un 1.400.000 votos a los 3.400.000 que obtuvo en la primera vuelta. Pero Macri agregó un 1.600.000 a los 3.000.000 de hace un mes, con lo que en la comarca del candidato oficialista lo que hubo fue casi un empate.

El vital conurbano. El conurbano bonaerense, tan vital en la historia para definir elecciones en favor del peronismo, esta vez cambió su fisonomía, con lo que la diferencia que esperaba el Frente para la Victoria (FpV) nunca llegó. En la primera sección electoral del Gran Buenos Aires EM_DASHque aglutina municipios del norte al oeste como José C. Paz, Merlo, Moreno, Morón, San Fernando, Tres de Febrero, Hurlingham, San Isidro y TigreEM_DASH los sufragios se dividieron casi por mitades idénticas. En la populosa tercera sección del sur al oeste donde hay empadronadas 4 millones de personas EM_DASHAvellaneda, Lanús, Berazategui, Quilmes, Almirante Brown, Lomas de Zamora, La MatanzaEM_DASH Scioli sacó 590 mil votos más que Macri. Un caudal notorio pero muy inferior al que requería para compensar las desventajas.

Córdoba, amarilla. Entre los guarismos sorprendentes el de la provincia de Córdoba rayó sin dudas en lo más alto. Se trata de un territorio tradicionalmente esquivo para el FpV, a tal punto que Cristina Kirchner en 2011 salió tercera. En toda la provincia Macri obtuvo un increíble 71 por ciento de los votos. Ese aluvión de 900 mil adhesiones de ventaja configuró una distancia irremontable para los escenarios más leales a Scioli. Algo que reluce con mayor significación cuando se observa que a nivel nacional entre uno y otro competidor la diferencia final fue de algo más de 700 mil votos.

Las incógnitas sobre el comportamiento que tendrían los votantes de las fuerzas que no llegaron al ballottage también se despejaron en forma contundente. El veredicto fue mayoritario en favor de la alternacia. En Córdoba por ejemplo Macri, que hace un mes obtuvo el 53 por ciento de los votos, ayer pareció sumar aquel 20 por ciento que se había inclinado hacia el Frente Renovador de Sergio Massa. En provincia de Buenos Aires el alcalde porteño había recibido en octubre el 32 por ciento. Para llegar al 49 alcanzado ayer un buen caudal del 22 por ciento de Massa debió correrse hacia su andarivel.

En la provincia de Santa Fe Macri había aventajado el mes pasado a Scioli por 35 por ciento a 31 por ciento. Ayer el PRO superó al FpV por 55,75 por ciento a 44,25 por ciento. También luce claro hacia dónde apuntaron los santafesinos que en primera vuelta le dieron al Frente Renovador un 24 por ciento del total de votos.

La preferencia de ese voto que en el primer turno no fue ni para Scioli ni para Macri pareció claramente volcado hacia la no continuidad del oficialismo. En San Luis fue remarcable. Adolfo Rodríguez Saa ganó en octubre con el 36 por ciento y Macri sacó entonces el 30 por ciento. Anoche el líder del PRO totalizaba el 64 por ciento de los votos.

De los 24 distritos en que está dividido el país Scioli se impuso en 15. Solamente conquistó dos provincias grandes. Una es Buenos Aires donde, como queda dicho, no logró distancia relevante. La otra es Tucumán. Las trece provincias restantes son de magnitud poblacional modesta: Catamarca, Corrientes, Chaco, Chubut, Formosa, Misiones, Neuquén, Río Negro, Salta, San Juan, Santa Cruz, Santiago del Estero y Tierra del Fuego. Además de los distritos mayores mencionados arriba Macri también fue victorioso en Jujuy, La Pampa, La Rioja y San Luis.

Las grandes urbes. Las diez mayores ciudades del país volcaron en forma unánime su predilección por el ahora presidente electo lo que implica otra vía de explicación para el triunfo de Macri. El candidato del PRO ganó en Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Córdoba, Rosario, Mendoza, Tucumán, La Plata, Mar del Plata, Salta, Santa Fe y Corrientes.

Revalidación. Otro rasgo destacable es que en los distritos de mayor peso demográfico donde ayer hizo la diferencia el PRO ya habían ganado este año gobernadores no oficialistas a nivel nacional. Pasó con María Eugenia Vidal en Buenos Aires (PRO), con Horacio Rodríguez Larreta en Capital Federal (PRO), Miguel Lifschitz en Santa Fe (Frente Progresista), Juan Schiaretti en Córdoba (Unión por Córdoba) y Alfredo Cornejo en Mendoza (Frente Mendoza).

El que se dio ayer fue el resultado que los dos campamentos contendientes daban por asumido en la última semana. Las fuerzas de Scioli sabían que para tener chances de imponerse era imprescindible un batacazo en el conurbano bonaerense. Pero eso no ocurrió porque la ventaja allí obtenida fue neutralizada por las buenas elecciones de Macri en ciudades como Mar del Plata, Bahía Blanca, Tandil y San Nicolás. En buena parte por esto en 17 días el fundador de Cambiemos recibirá el bastón y la banda de presidente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS