Política

Después de siete meses, el aporte solidario se debatirá en Diputados

La Cámara baja tratará mañana, en sesión especial, el también llamado impuesto a las grandes fortunas. El oficialismo no tendrá problemas para conseguir quórum y, posteriormente, la media sanción

Lunes 16 de Noviembre de 2020

El aporte solidario o impuesto a las grandes fortunas llegará mañana al recinto en Diputados de la Nación. Será el primer tema de un total de tres a tratar en una sesión especial convocada por una docena de legisladores, con Máximo Kirchner y Carlos Heller como firmantes iniciales. Pero también el pedido lleva la firma de seis diputados de que no pertenecen al bloque del Frente de Todos (FdT): Eduardo Bucca (provincia de Buenos Aires, lavagnista) y los representantes provinciales como Carlos Gutiérrez (peronismo cordobés) Ricardo Wellbach (Río Negro), José Luis Ramón (Mendoza), Luis Di Giácomo (Misiones) y Felipe Alvarez (La Rioja).

Con ese despliegue de firmas, el FdT no tendrá problemas de obtener quórum y luego la media sanción con comodidad numérica (140 votos o más) y también política. El pase posterior al Senado de la media sanción, se presume, no encontrará el sinfín de precauciones y dilaciones que atravesó en Diputados. El aporte solidario tendrá sanción definitiva, ahora sí, antes del fin de las sesiones ordinarias.

El impuesto a las grandes fortunas confirmó (como se sospechaba desde el primer día) que cuenta con el apoyo de bloques chicos —los firmantes—, que no forman parte de la alianza permanente del FdT.

Fueron casi siete meses de derrotero de un proyecto que agitó el debate, posicionó al gobierno —allá por abril— con el carácter que exige la mayoría de su base electoral, pero que un sector del oficialismo (específicamente Sergio Massa, desde la presidencia de la Cámara baja) fue posponiendo atento a un cálculo de oportunidad política de dudosa productividad. Con todo, en el kirchnerismo deslizan la máxima: mas vale tarde que nunca.

La última postergación, según explicó el propio Massa, se debió a que Diputados esperaba la letra de un proyecto de reforma tributaria que está gestando el ministro de Economía nacional, Martín Guzmán, “para que no haya contradicciones jurídicas”. Por ahora el texto de esa iniciativa no se conoció, y los tiempos de espera se agotaron.

Cronología

Ya eran varios los sectores del kirchnerismo que tomaron la ofensiva para sancionar el impuesto por única vez, incluso con una campaña de afiches en la vía pública. La tesis política de construir consensos para todos los temas, incluso con quienes ejercen oposición frontal, no condujo al gobierno a resultados significativos, hasta la fecha. “No se puede pretender transformar sin conflicto”, sintetizó Claudio Lozano, uno de los directores del Banco Central (BCRA).

Los casi 300.000 millones que pretende recaudar la imposición extraordinaria tendrán un impacto económico significativo en tiempos de pandemia. Sin embargo, lo que más incomoda a quienes lo rechazan no se cifra en la apertura y cierre de esa caja especial, y por única vez sino por el debate que abrirá: según datos del Indec de agosto, la relación de ingresos entre los dos deciles extremos (10 por ciento mas rico respecto del 10% más pobre) de la Argentina, pasó de 18 a 1 en el final del mandato de Cristina Kirchner, a 23 a 1 al final del gobierno de Mauricio Macri y a 25 a 1 en el pico de la pandemia.

Muchos diputados y senadores del oficialismo, también el presidente, entienden que sobran los motivos para discutir la redistribución del ingreso. Aunque el aporte solidario, por única vez, no será la herramienta definitiva para modificar la derrota categórica que hoy viven las mayorías, 25 a 1.

La declinación relativa de casos de coronavirus y la inminente puesta en marcha de las vacunaciones masivas (diciembre/enero) están cambiando el clima político, en la calle y también en los palacios.

El gobierno busca leer con precisión el nuevo momento político e iniciar la contraofensiva, tras el oprobio sostenido de la peste. El tiempo del viaje con precauciones, freno de mano, debería llegar a su fin. La goleada 25 a 1 no es sostenible en el tiempo: en 2021 habrá elecciones.

Objetivos

Respecto del aporte solidario, un 20 por ciento se utilizará para la compra y/o elaboración de equipamiento médico, elementos de protección, medicamentos, vacunas y todo otro insumo crítico para la prevención y asistencia sanitaria.

Otro 20 por ciento irá a subsidios a las micro, pequeñas y medianas empresas con el objetivo de sostener el empleo y las remuneraciones de sus trabajadores.

Un tercer 20 por ciento será destinado al programa integral de becas Progresar (Educación), que permitirá reforzar este plan que acompaña a los estudiantes con un incentivo económico y un importante estímulo personal en todos los niveles de formación durante su trayectoria educativa y/o académica.

Un 15 por ciento irá al Fondo de Integración Socio Urbana (Fisu), enfocado en la mejora de la salud y de las condiciones habitacionales de los barrios populares.

Un 25 por ciento se usará en programas de exploración, desarrollo y producción de gas natural, actividad de interés público nacional, a través de Integración Energética Argentina SA, que viabilizará proyectos acordando con YPF en forma exclusiva.

Queda establecido que Integración Energética Argentina SA deberá reinvertir las utilidades provenientes de eso proyectos en nuevas iniciativas de gas natural durante un plazo no inferior a diez años, a contar desde el inicio de vigencia del presente régimen.

Posiciones encontradas

El ministro de Desarrollo Social nacional, Daniel Arroyo, consideró ayer “muy necesario” el debate parlamentario del proyecto aporte solidario y resaltó que, en caso de que se convierta en ley, el 15 por ciento de lo recaudado será destinado a la “urbanización de villas y asentamientos”.

En tanto, la Mesa de Enlace (entidades agropecuarias) manifestó su “alarma” frente a la iniciativa por temor a una mayor presión impositiva hacia el sector.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario