Política

Cristina cuestionó a EE.UU que se oponía a intervenciones estatales y ahora las hace

Ante la Asamblea General de Naciones Unidas, en Nueva York, la presidenta recordó que siempre sostuvo que “no era necesaria” la intervención del Estado para regular los mercados y ahora, con la grave crisis financiera que calificó de “efecto Jazz”, tuvo que producir “la intervención estatal más formidable de la que se tenga memoria”.

Martes 23 de Septiembre de 2008

La presidenta Cristina de Kirchner cuestionó hoy al gobierno de los Estados Unidos al recordar que siempre sostuvo que “no era necesaria” la intervención del Estado para regular los mercados y ahora, con la grave crisis financiera que calificó de “efecto Jazz”, tuvo que producir “la intervención estatal más formidable de la que se tenga memoria”. Kirchner utilizó ese ejemplo para apoyar su postura a favor de la participación del Estado en la economía, y destacar que gracias a ese modelo, la Argentina paga sus deudas con organismos financieros internacionales.

En el corazón financiero de la nación más poderosa del planeta, la jefa de Estado criticó duramente al gobierno de Estados Unidos y a los organismos internacionales de crédito y consideró que “ya no se puede hablar de 'efecto caipirinha', 'efecto tequila' o 'efecto arroz', se debe hablar de 'efecto jazz'” porque la crisis viene del centro. Dijo que esta situación debe servir “para poder revisar comportamientos y políticas porque, durante la vigencia del Consenso de Washington, se nos dijo a los países de la América del Sur que el mercado todo lo solucionaba y que el intervencionismo estatal era nostalgia de grupos que no habían comprendido cómo había evolucionado la economía”.

“Sin embargo, señores y señoras, se produce la intervención estatal más formidable de la que se tenga memoria precisamente desde el lugar donde nos habían dicho que el Estado no era necesario, en el marco además de un fenomenal déficit fiscal y comercial”, aseveró la presidenta, al referirse al salvataje de bancos dispuesto por el gobierno de George Bush.

Asimismo, sostuvo que Argentina, que “de seguir creciendo a  las tasas que lo ha venido haciendo desde 2003, este año cumpliría  el ciclo de crecimiento económico más importante de sus casi 200  años de historia, ha sostenido siempre la necesi±nd de la  presencia de un estado”.

Sobre esto, agregó que “el mercado no asigna recursos a los  sectores más vulnerables” y destacó que la Argentina concibe al  estado como “un articulador entre los intereses de la sociedad y  precisamente los intereses del mercado”.

Por ello, consideró que “se hace imprescindible la revisación,  con mucho ejercicio de humildad intelectual, de lo que está  pasando fundamentalmente hoy en los mercados y cuáles son las  soluciones para superar esta situación”.

Para la presidenta, Estados Unidos cuenta “con una gran  ventaja, que no contamos los países emergentes, que no van a venir  ninguna calificadora de riesgos ni el Fondo Monetario  Internacional a decirle qué tiene que hacer este gran país”.

Estados Unidos “ha crecido históricamente a raíz de la  economía real, y realmente hoy tiene problemas a partir de la  economía de casino, de ficción, donde se ha creído que el  capitalismo solamente puede producir dinero”, señaló.

Finalmente, opinó que “el capitalismo ha sido imaginado para  ganar dinero, pero a partir de la producción de bienes, de  servicios y de conocimientos”.

“El dinero sólo no produce más dinero. Necesariamente tiene  que pasar por el circuito de la producción, del trabajo, del  conocimiento, de los servicios, de los bienes para que entonces,  en un circulo virtuoso, pueda además generar bienestar a toda la  sociedad”, concluyó Cristina.

Asimsimo, destacó el desendeudamiento de la Argentina y el  proceso encarado por el gobierno nacional, que permitió llevar la  deuda del 160 por ciento de su PBI al 50 por ciento del PBI.

“Desde el año 2003, una Argentina que estaba endeudada en el  160 por ciento de su PBI, hoy ha reducido su deuda a casi el 50  por ciento del PBI”, expresó la presidenta, quien remarcó:“Hemos  pagado íntegramente la deuda al Fondo Monetario Internacional”.

Asimismo, recordó el anuncio que formuló días atrás, sobre el  saldo de la deuda con el Club de Paris, que mantiene fecha de  corte “desde el 10 de diciembre de 1983, el mismo momento en que  asumió el primer presidente democrático luego de la dictadura”.

“Y ayer, aquí, en Nueva York, en el Consejo de Relaciones  Exteriores, he anunciado que Argentina ha recibido una propuesta  de tres importantísimos bancos que representan a tenedores de  bonos que no ingresaron al canje de 2005 y que además, proponen  hacerlo en condiciones más favorables para mi país”.

Cristina, quien calificó de “correcta” la estrategia del  gobierno argentino para reducir la deuda, se refirió a este tema  cuando hablaba acerca de la necesidad de reformar los organismos  multilaterales de crédito y de un modelo que “centró en la  economía de ficción y en el mundo de las finanzas la generación de  riquezas”.

En este sentido, la mandataria consideró que “hoy ya no pueden  hablar de efecto caipiriña, efecto tequila o efecto arroz; del  efecto que siempre denotaba que la crisis venía de los países  emergentes hacia el centro”. (Télam).- 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario