política agropecuaria

Cierran el registro de exportaciones de granos y se prevé suba de retenciones

El gobierno adoptó una medida que suele ser el paso previo a los cambios en el gravamen, para evitar que la exportación anticipe ventas

Jueves 27 de Febrero de 2020

El gobierno nacional anunció ayer la suspensión temporaria del registro de exportaciones agrícolas, una medida que los productores agropecuarios temen sea la antesala de una nueva suba de las retenciones a las ventas externas de los principales cultivos o puntualmente a la soja.

La Subsecretaría de Mercados Agropecuarios dijo en un comunicado que "a partir de las cero hora del 26 de febrero de 2020 y hasta nuevo aviso el registro de declaraciones juradas de ventas al exterior permanecerá suspendido en formar temporaria a todos sus efectos". En ese registro los exportadores de granos anticipan a las autoridades la cantidad y monto que van a exportar.

El organismo, dependiente del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, no dio las razones por las que adoptó la medida, pero los productores agropecuarios denunciaron que es el paso previo a un inminente anuncio de una suba del 30 al 33 por ciento en el impuesto a las ventas externas de soja y derivados, una de las principales fuentes de divisas para el país sudamericano.

El cierre del Registro de Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior (DJVE) se conoció veinticuatro horas antes de la reunión que mantendrán hoy representantes de la mesa de enlace, integrada por Federación Agraria (FAA), Sociedad Rural (SRA), Coninagro y Confederaciones Rurales (CRA) con el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra, prevista para las 16.30.

La suspensión del registro se realiza generalmente cuando es inminente un aumento en los derechos de exportación de granos y productos agropecuarios, como ocurrió el 14 de diciembre cuando el gobierno nacional dispuso un incremento en dicha alícuota.

En esa oportunidad, el Ejecutivo decretó una actualización de las retenciones al derogar el tope de la retención de 4 pesos por dólar exportado, lo que significó que la alícuota alcance los mismos niveles que los dispuesto en el gobierno de Mauricio Macri cuando repuso las retenciones para la exportación de productos agropecuarios.

De esta manera, la soja pasó de tributar 30 por ciento contra el 24,7 por ciento anterior, mientras que el maíz y el trigo pasaron desde el 6,7 por ciento hasta el 12 por ciento, entre otro productos.

Estos porcentajes podrían ser nuevamente modificados por el Poder Ejecutivo tras la sanción por parte del Congreso de la ley de solidaridad y reactivación productiva, que faculta al gobierno a aumentar en tres puntos porcentuales los derechos de exportación para granos y demás productos agropecuarios, posibilidad que todavía no fue aplicada.

En el caso de que decida hacer uso esa facultad en lo que respecta a soja y sus derivados, las retenciones pasarán del 30 por ciento actual al 33 por ciento.

La decisión alarmó a las entidades agropecuarias. Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) indicó que la medida "sorprende y deja una profunda sensación de engaño".

"Mientras se espera para dialogar, se toman decisiones que no tiene retroceso, de lo contrario no se explica el cierre de un mercado", sostuvo ayer la entidad en un comunicado.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario