Política

Camporini: "Los años de pena nunca van a disuadir a alguien de cometer un delito"

El fiscal de Cámaras aclaró que "la prisión perpetua no existe porque la idea no es que la persona esté siempre presa, sino lograr reinsertarla en la sociedad”.

Miércoles 05 de Marzo de 2014

El fiscal de Cámaras, Guillermo Camporini, manifestó que conoce la reforma al Código Penal impulsada desde el gobierno nacional, sólo por los dichos que han aparecido en los medios de comunicación. Se manifestó en el mismo sentido de los dichos del ministro de la Corte Suprema de Santa Fe, Daniel Erbetta.
 
En diálogo con el programa “Trascendental” de La Ocho reflexionó sobre lo que respecta a la eliminación de la prisión perpetua. “Creo que la prisión perpetua no existe, porque la pena tiene el fin de lograr la reinserción de la persona que ha cometido el delito, con lo cual si esa persona va a pasar el resto de su vida en prisión, no se estaría cumpliendo con ese objetivo”.
 
En ese sentido dijo que “se tiene que analizar cada caso en concreto, y por algo en algunos países se tiene la posibilidad de tener una reclusión por tiempo indeterminada si la persona no responde a la reinserción”. 
 
“Por eso es que no me desespera la eximición de la prisión perpetua”, afirmó el fiscal.
 
Camporini además explicó -al igual que lo hizo esta mañana Eugenio Zaffaroni en medios porteños- que la reforma del código no está vinculada a la actuación contra la inseguridad. “La pena en sí misma nunca va a disuadir a una persona de cometer un delito. Por una sencilla razón, no conozco ningún caso de una persona que va a cometer un delito piense que va a ser detenida, siempre se parte de la impunidad”, indicó.
 
Además trató de explicitar las diferencias entre el código penal y el código procesal y la situación de que una persona que comete un robo a mano armada no siempre queda detenida. 
 
“El código penal nuestro actualmente teniendo el delito de robo calificado con el uso de arma de fuego con actitud hacia el disparo, es decir que a la persona se la tiene que detener con el arma y en actitud de disparo, tiene una pena mínima de seis años, pero después juegan normas procesales que es distinto, aún con la posibilidad de condena a más de tres años puede estar en libertad mientras dura el proceso”, indicó.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario