Política

Bonadio pidió una "discusión seria" sobre la Justicia

El juez federal considera que no se puede enfrentar los problemas operativos del Poder Judicial enfocándose en un régimen de vacaciones.

Jueves 02 de Noviembre de 2017

El juez federal Claudio Bonadio se quejó ayer de las críticas que recibió el Poder Judicial de parte del presidente Mauricio Macri el lunes último, pidió "dar una discusión seria" sobre los problemas operativos que enfrenta la Justicia y consideró que circunscribir las dificultades del área al régimen de vacaciones o al horario de atención en los tribunales es "empezar mal un debate".

El magistrado se refirió a los cuestionamientos que hizo Macri, el lunes último, durante la reunión que encabezó en el Centro Cultural Kirchner con referentes de la política, la economía y de la Corte Suprema de la Nación. "Uno de los temas que tocó (el presidente) fue la Justicia, a la que criticó y no encontró ninguna virtud", reseñó Bonadio al disertar durante un almuerzo realizado en el Rotary Club, en el Hotel Sheraton Libertador, en el centro porteño, donde punteó los cuestionamientos de Macri a la feria judicial de enero y al horario de atención al público de la Justicia, hasta las 15.

"La verdad es que si ése es el punto de partida para una discusión sobre esto, empezamos mal, o no empezamos por lo menos bien", declaró Bonadio, y puso como ejemplo hechos ocurridos en los últimos años, como la tragedia de Cromañón, de Once y la muerte del fiscal Alberto Nisman, todos ellos ocurridos en verano y cuyas investigaciones nunca fueron interrumpidas por licencias. También mencionó el accidente del avión de Lapa, en 1999, en la costanera porteña e insistió "nunca tuvo feria".

"Yo no tengo problema que me den la licencia que me corresponde por la ley de contrato de trabajo; el problema lo van a tener los abogados cuando no haya más feria de enero y no se puedan ir de vacaciones nunca porque siempre va a haber un juez o un tribunal que le ponga una audiencia o un plazo", graficó.

Advirtió que sólo los "grandes estudios" podrán sortear la dificultad de que los tribunales no tengan vacaciones en verano, pero quienes "ejercen la abogacía como un trabajo artesanal van a tener muchos problemas, o se consiguen una verdulería o no tienen más vacaciones".

El lunes pasado Macri consideró "importante" que el Poder Judicial "modernice sus procesos para dar un servicio ágil y transparente" y se mostró en contra de los recesos de 45 días por año que existen en los juzgados.

"Es importante que modernicen sus procesos para dar un servicio ágil y transparente. En la Justicia el expediente electrónico no existe; los expedientes tienen 200 hojas, mínimo, en papel, que se cosen y todavía están escritos en español antiguo", sostuvo.

Bonadio detalló parte de los problemas técnicos y tecnológicos que padecen los juzgados en Comodoro Py y resaltó el "esfuerzo personal" de los empleados judiciales para "zanjar enormes dificultades". "Tenemos problemas serios y necesitamos gente seria para dar una discusión seria", planteó el juez.

Al momento de las preguntas, el juez federal se excusó de hacer referencia directa sobre la renuncia de la procuradora Alejandra Gils Carbó, pero recordó que desde 1983 la "práctica institucional" establecía que "cuando cambiaba el ciclo político los procuradores se retiraban por su propia voluntad".

Sin embargo, consideró "equivocado atornillarse en un sillón cuando el cargo de procurador está muy cuestionado" e insistió en que ante un "cambio de un ciclo político es importante que el procurador dé un paso al costado".

Bonadio evitó responder cuando se lo consultó sobre las acusaciones de la ex presidenta Cristina Kirchner hacia él. El jueves pasado la ex mandataria declaró durante casi dos horas en su juzgado como imputada por traición a la patria por el supuesto encubrimiento de los iraníes acusados por el atentado a la Amia, donde presentó un escrito, en el que le dijo al juez: "De usted no espero justicia" y recordó que el magistrado fue apartado de la primera causa por encubrimiento del atentado a la mutual judía

"Le pido que me exima de contestar esta pregunta" sostuvo Bonadio y agregó: "Las dos cosas que usted dijo están en el escrito pero no se han dicho verbalmente".

Con todo, al abrir su exposición pareció aludir a la senadora electa cuando advirtió al público que su ponencia iba a tener "limitaciones funcionales". "Es que la opinión puede ser tomada como prejuzgamiento por quienes están hipersensibilizados en mi jurisdicción", ironizó el magistrado que tiene en sus manos varias de las causas que pesan sobre Cristina Fernández,

Al término de la conferencia, Bonadio ofreció una rueda de prensa en la que al ser interrogado por Télam sobre la propuesta de la diputada oficialista Elisa Carrió de llevar adelante "juicios de revisión" a condenados por violaciones a los derechos humanos, el magistrado comparó el accionar de la subversión de los '70 con los delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura cívico-militar.

"No opino. Nunca tuve un juicio de esas características", sostuvo, pero volvió sobre sus dichos y agregó: "Una sola vez y me lo sacaron, me apartaron, ahí no gustó a quienes había citado a indagatoria: (Mario) Firmenich, (Fernando) Vaca Narvaja y (Roberto Cirilo) Perdía. Era una causa de lesa humanidad , la Contraofensiva montonera", ocurrida entre 1979 y 1980.

¿Pero le parece que las muertes de militantes de esa agrupación en esa fracasada operación pueden ser consideradas como consecuencia de delitos de lesa humanidad?, le repreguntaron, a lo que el magistrado respondió: "Eso era una discusión".

"Cuando cambiaba el ciclo político los procuradores se retiraban por su propia voluntad"

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario