Política

Boasso se fue del Frente Cívico porque es "una gran mentira donde uno manda y todos obedecen"

El edil radical, que se presentará con la lista Todos por Rosario, aseguró que el socialismo "usa y abusa" de los integrantes de esa coalición y los "elige mediante la dedocracia".

Miércoles 12 de Junio de 2013

El concejal Jorge Boasso, quien fue cuestionado por el senador Miguel Lifschitz por presentar otra lista denominada Todos por Rosario, dijo que el "mal llamado" Frente Cívico es una "gran mentira en donde uno manda (en alusión al Partido Socialista) y todos obedecen". Asimismo aseguró que el partido de la rosa "usa y abusa" de los integrantes de esa coalición y "elige mediante la dedocracia".

"Nosotros no vamos a contestar agresiones sin sentido y fundamentos. Miguel todavía defiende un mal llamado frente que sólo les sirve a los intereses del socialismo. Es una gran mentira donde uno manda y los otros obedecen y hasta se da el lujo de elegir los candidatos del ARI, del PDP, y al verdad que nosotros no nos sentimos pertenecientes a eso", disparó el edil rosarino Jorge Boasso en "La barra de Casal" de LT3, tras las declaraciones del ex intendente local, Miguel Lifschitz, al tildarlo de oportunista por presentar otro frente en la provincia.

Boasso cargó duro contra el senador y el mismo Partido Socialista y no se guardó nada. "Nosotros creemos en las coaliciones y no en donde el socialismo usa y abusa de todos los integrantes y elige mediante la dedocracia, donde la única condición es la obediencia debida. Habla de grupos minúsculos cuando, en realidad, fuimos los segundos más votados con 120 mil votos, lo que marca claramente que está nervioso", abundó.

El concejal del Palacio Vasallo contó que en el cierre de listas del pasado lunes el socialismo no sabía que el radicalismo se presentaba en la provincia con el Frente para el Cambio, cuyo nombre "fue utilizado por muchos radicales que están descontentos con esta autocracia socialista".

En ese sentido Boasso señaló que ese nuevo frente será utilizado por 34 localidades y competirá con el Frente Cívico y Social, "lo que marca que hay un alto nivel de descontento con el socialismo".

"Cuando Lifschitz se enteró, bramó y, prácticamente, apretó al apoderado del Frente para el Cambio, Mariano Romero Acuña, que es de Santa Fe, para que retire la presentación y lo conminó a que si no retiraba eso no le iban a aceptar la lista en Santa Fe", aseguró.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario