Política

ATE amenaza con "una movilización inédita" en reclamo por los despidos

El secretario general de ATE en Santa Fe manifestó que el paro "está encaminado para fines de mes o principios de marzo". Y se quejó: "Instalaron que el empleado público es un ñoqui".

Lunes 01 de Febrero de 2016

"Podemos estar frente a una situación inédita en cuanto a movilización en relación a lo que hemos vivido en democracia". A modo de lectura de coyuntura o de advertencia, así se despachó el secretario general de ATE en Santa Fe, Jorge Hoffmann, respecto del plan de lucha que planean llevar adelante para reclamar por los ocho mil despidos de empleados públicos en Capital Federal.

Sobre las medidas a tomar, advirtió que "necesitamos un proceso de maduración de conflicto pero que se trate de parar con estos despidos. Es posible que nos encaminemos hacia un paro este mes. A fines de febrero o principio del mes que viene se van a ir sumando los gremios estatales. El paro no debe ser sólo de ATE, tenemos que tener una política de unidad en todos los niveles. En nuestro sector fundamentalmente con Upcn. Y con los docentes de alguna manera. Pero esto requiere un proceso de maduración. El paro está madurando y puede ser muy grande en Capital Federal con movilización de estatales. Quizás me equivoque, pero podemos estar frente a una situación inédita en cuanto a movilización en relación a lo que hemos vivido en democracia respecto a los empleados públicos nacionales".

Además, el dirigente remarcó que "mañana tenemos un plenario provincial de trabajadores públicos nacionales en la ciudad de Santa Fe. Es una convocatoria a los delegados de toda la provincia. Y pasado mañana una reunión de la conducción nacional de la comisión de ATE. A la vez, los compañeros del concejo directivo de Capital Federal están prácticamente todos los días acompañando a este proceso que lleva ya unos ocho mil despidos en el ámbito nacional".

Y continuó: "Los despidos por ahora se están dando en Capital Federal, pero tenemos que a partir de marzo esto se puede extender a todo el país. Porque muchísimos contratos vencen en marzo. Y está el decreto de noche buena que habilita a no renovar el contrato que cada uno de los responsables considera que no renovar".

Además, se quedó que que "han instalado que el empleado público es un ñoqui. Que es alguien que adhiere a un partido político, y que por lo tanto es militante y no va a trabajar. Esto es una verdadera mentira. ¿Se imaginan ocho mil ñoquis en Capital Federal? Es una locura. Y es tan fácil determinar si alguien es ñoqui o no... Se está poniendo un manto de sospecha sobre ocho mil trabajadores. Y eso es un atentando contra el propio Estado".

También deslizó que con estos despidos se quiere condicionar las paritarias. "Me temo que en el sector privado cuando se discutan las paritarias y aparezcan los conflictos no va a intervenir nadie. Cuando reclamen más del 20 ó 25 por ciento y no se resuelva va a haber medidas de fuerza con un estado totalmente ausente. Antes el estado intervenía con el ministerio de Trabajo con un crédito blando o un subsidio. Quizás haya conflictos que terminen muy mal. La posición de negociación será muy difícil. Será negociar salarios bajos para mantener fuentes de trabajo", advirtió Hoffman.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario