Política

A media mañana se resolvieron las demoras y es normal el desarrollo de las primarias

Con parsimonia arrancó el proceso electoral en la ciudad. Lentamente abrieron las mesas en los establecimientos escolares designados.   A media mañana, Rafael Gutiérrez, titular de la Corte Suprema de Justicia santafesina, confirmó que todas las mesas electorales "ya están funcionando" en la provincia.  

Domingo 22 de Mayo de 2011

A media mañana, Rafael Gutiérrez, titular de la Corte Suprema de Justicia santafesina, confirmó que todas las mesas electorales "ya están funcionando" en la provincia.

Gutiérrez visitó al Tribunal Electoral de la capital provincial y admitió que en las primeras horas de los comicios hubo algunos inconvenientes con el envío de boletas equivocadas. Dijo que "puede haber un error de la imprenta", pero ya está todo solucionado.

También remarcó que "hubo algunas excepciones de autoridades de mesa, pero como había suplentes voluntarios cubrimos esas ausencias".

Sin abundar demasiado en dificultades puntuales que demoraron la conformación de algunas mesas, el titular de la Corte sostuvo que "el lunes analizaremos si hubo muchos inconvenientes" en el proceso electoral santafesino.

La Secretaría Electoral informó que a las 9.30 ya se habían constituido el 100 por ciento de las mesas de votación (7.228), distribuidas en todo el territorio provincial para las elecciones primarias, abiertas obligatorias y simultáneas. Además, desde la dependencia indicaron que "los comicios se desarrollan con total normalidad".

 

Para garantizar la eficacia del acto eleccionario, "36 agentes de la Secretaría Electoral se encuentran recorriendo los centros de votación para asistir a las mesas con material de reposición", agregaron.

 

Por otra parte, precisaron que para la instancia final de los comicios hay 55 veedores del Tribunal Electoral que estarán presentes en los 35 centros de carga para el ingreso de los telegramas provenientes de los lugares de votación.

Con parsimonia arrancó el proceso electoral en la ciudad. Lentamente abrieron las mesas en los establecimientos escolares designados en todo el territorio provincial.

Poca gente se aventuró a hora temprana para depositar su voto en las elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias en las que debuta el sistema de boleta única.

Las mesas se constituyeron con algunos inconvenientes, y hubo pocos reportes por falta de autoridades de mesa en las 310 escuelas habilitadas en Rosario. Sí faltaron algunos fiscales, aunque el retraso que se produce en los establecimientos escolares afectados no pasa a mayores.

En las escuelas, las mesas electorales se encuentran instaladas dentro de las aulas, donde está la urna con las 5 ranuras, mientras que un tanto más alejado pero en el mismo lugar hay cinco cabinas de votación, los llamados boxes.

El clima acompaña el proceso electoral, ya que luego de una tenue llovizna de madrugada, la mañana se presenta cálida, con nubosidad y mucha humedad pero sin lluvia.

Más de 7 mil agentes de fuerzas de seguridad custodian el normal desarrollo de los comicios en todo el territorio provincial.

Boleta y padrón únicos

Casi dos millones y medio de santafesinos eligen hoy, con el nuevo sistema de boleta y padrón únicos, a los candidatos que competirán en las elecciones del 24 de julio para los cargos de gobernador, senador, diputado, intendente (o jefe comunal) y concejal de toda la provincia.

La implementación de la boleta única, novedad a nivel nacional, puede generar demoras tanto en el momento de la votación, por el marcado de los candidatos y el depósito, según color y letra, de cada categoría de boleta (gobernador, senador, etcétera) en la ranura que corresponda (cada urna tiene cinco ranuras), todo lo cual demandará una aguda tarea de fiscalización.

Las autoridades advirtieron que si alguna lista tiene dos marcas en distintos candidatos por categoría o si no cuenta con ninguna los votos serán anulados, pero si fue colocada en ranura errónea, los fiscales la pondrán en la que corresponda.

Doce fórmulas de seis partidos presentaron precandidatos para suceder al gobernador Hermes Binner. Pero sólo dos frentes tienen más de un precandidato: el justicialista Frente Santa Fe para Todos (Agustín Rossi, Rafael Bielsa, Omar Perotti y Juan Mercier) y el gobernante Frente Progresista (Antonio Bonfatti, Rubén Giustiniani, Mario Barletta y Luis Cáceres). Las demás fuerzas van con precandidato única.

Un total de 2.432.665 santafesinos podrán votar en las internas abiertas, simultáneas y obligatorias, que se realizarán con un padrón único, ya no separado por sexos (ver página 4), y que contará con la participación de 895 extranjeros.

Rosario concentra el mayor caudal de electores, con casi el 40 por ciento del total del padrón, mientras en la provincia se habilitaron 7.320 mesas para emitir votos y se imprimieron 13 millones de boletas, dado que se entregarán cinco por votante.

Refuerzo. Para fiscalizar los comicios, el gobierno convocó a más de veinte mil personas para desempeñarse como autoridades de mesa.

El refuerzo del esquema tradicional de autoridades de mesa se concretó en virtud de la novedad del sistema único de boletas y demandó unos diez millones de pesos, dado que cada jefe cobrará unos 200 pesos y otros 50 por el curso de capacitación realizado.

Autoridades electorales estimaron que la fiscalización de todos los votos demandará varias horas de labor, por lo que calcularon que recién después de la 1.30 de la madrugada de mañana se conocerán las tendencias de los resultados.

Con este nuevo sistema de votación, los candidatos que resulten electos serán consagrados como postulantes por sus respectivos partidos para los comicios provinciales del 24 de julio, nueve semanas después, que renovarán los cargos de gobernador, cincuenta bancas de diputados, diecinueve de senadores, intendentes, concejales y miembros de comisiones comunales en las 312 localidades de la provincia.

Igualitaria

La boleta única (o por categoría electoral) pone en igualdad de condiciones a los precandidatos de una misma categoría (gobernador, senador, intendente, etcétera): todos en una misma lista y en un orden que se estableció por sorteo. Serán cinco las boletas, de colores diferentes según la categoría. Cada una con una sucesión de columnas donde aparece el partido (con logo y número), el nombre del candidato, su fotografía y un casillero donde el elector podrá colocar una cruz para expresar su preferencia electoral. El voto en blanco será una opción más. La autoridad de mesa entregará al votante las boletas y una lapicera para que el elector marque, con un tilde, al candidato de su preferencia.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario