Policiales

Un viajante detenido por balear a un joven en una discusión

Un viajante de 38 años le disparó seis balazos al ex novio de su hijastra en el marco de una episodio de violencia familiar. El agresor estará treinta días preso.

Miércoles 24 de Febrero de 2016

Un viajante de 38 años que fue detenido bajo la acusación de haber baleado días atrás a la ex pareja de su hijastra deberá permanecer en la cárcel a raíz de que un juez penal le dictó la prisión preventiva por un mes. Una fuente de la fiscalía indicó que el incidente se desató cuando la víctima se interpuso para evitar que el acusado agrediera a la joven en una casa de la zona noroeste de la ciudad.

El vocero consultado indicó que el hecho ocurrió cerca de la 1 de la mañana del 16 de febrero pasado en una vivienda de Vélez Sarsfield al 5600. El acusado, identificado como Adrián José C. y de 38 años, mantuvo una discusión con su esposa y durante el incidente "intentó pegarle" a la hija de su pareja.

La escena fue presenciada por Franco Omar C., el ex novio de la joven. El muchacho intentó evitar que la agresión y entonces el padrastro de la muchacha le disparó.

Seis balazos atravesaron las piernas y el abdomen de Franco C. El muchacho fue internado en el Hospital de Emergencias Clemente Alvarez pero ya fue dado de alta. En tanto, el lunes Adrián C. fue detenido y ayer se realizó la audiencia imputativa en los Tribunales a la cual el acusado llegó en muletas.

Emoción violenta. En la audiencia celebrada ayer a la mañana el fiscal de Homicidios Miguel Moreno lo acusó de tentativa de homicidio agravado por el uso de arma de fuego y portación de arma de guerra con aptitud para el disparo y requirió en primera instancia la prisión preventiva sin plazo.

Sin embargo, para los abogados defensores Gabriel Navas y Gonzalo Rucci la lectura del caso fue diametralmente opuesta a la del responsable de la acusación. Los letrados sostuvieron que su cliente tuvo que salir "en defensa de su familia" a raíz de que su hijastra había sido lesionada por Franco C.

Luego de brindar su versión del violento episodio, los defensores del viajante plantearon su oposición al dictado de la prisión preventiva sin plazo. Y en forma subsidiaria pidieron que la medida se extienda a treinta días. Para fundamentar el requerimiento, sostuvieron que el suceso se encuadra en un caso de emoción violenta a raíz del contexto en el que ocurrió. "Nuestro cliente no tuvo la intención de matarlo ya que la víctima recibió el alta médica", indicaron los abogados.

Navas y Rucci sostuvieron que el imputado tiene domicilio establecido, trabajo y un hijo menor de edad. "Treinta días serían suficientes para establecer la verdad de lo que ocurrió", dijeron los abogados. También plantearon la posibilidad de llegar a un acuerdo entre el imputado y la víctima.

El fiscal respondió diciendo que la investigación de los dichos de la defensa acerca de cómo se registró el episodio está a cargo de un fiscal de Flagrancia. Y acordó con la defensa que Adrián C. permanezca en prisión durante treinta días, pero con la posibilidad de ampliar el tiempo de encierro de ser necesario.

Finalmente, a raíz del acuerdo entre las partes, el juez penal Carlos Leiva dispuso dictar la prisión preventiva del hombre acusado por treinta días. También ordenó que un médico forense examine a Adrián C. para que constate las lesiones que presenta.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario