Policiales

Un preso de alto perfil y una audiencia de suma tensión

Uno de los condenados por el crimen del comerciante Edgardo Giménez insultó a una fiscal en medio de un debate por su lugar de alojamiento en Coronda

Miércoles 26 de Junio de 2019

Joaquín "Pelado" Pérez, el preso que en junio del año pasado fue liberado de la cárcel de Coronda por un error administrativo, estuvo un año prófugo, fue capturado en Córdoba y condenado a 25 años de cárcel por el crimen del comerciante Edgardo Giménez en 2014, solicitó airadamente durante una audiencia que lo saquen de un buzón de resguardo, donde dice que tiene un trato inhumano. Ante ello, un juez ordenó al Servicio Penitenciario (SP) que revise esa situación y de ser necesario lo derive a un pabellón con presos de alto perfil.

El 17 de mayo pasado, al finalizar una audiencia de la Cámara Penal donde la defensa de Pérez apeló la sentencia a 25 años de cárcel, el detenido se sacó una remera, quedó con el torso desnudo y les mostró a los jueces lesiones en su espalda que atribuyó a los malos tratos en una celda de Coronda. Y adujo que lo querían matar.

Hábeas corpus

Tras atender esa situación, los jueces ordenaron que se lo derive a una celda de resguardo, y se abra una investigación para precisar en qué circunstancias se produjeron las lesiones. Sin embargo, y según denunció su abogado Gabriel Navas, su cliente fue derivado a un "buzón" de aislamiento, bajo condiciones de higiene "deplorables, sin agua, ratas, y sin posibilidad bañarse, ni tener contacto con la familia".

Ante ese panorama presentó un hábeas corpus que fue rechazado. Pero ayer solicitó una nueva audiencia para que se revisen las condiciones de detención. El trámite se desarrolló en el Centro de Justicia Penal (CJP) ante el juez Rafael Coria, la fiscal Georgina Pairola y Lucía Masneri, directora de Relaciones Institucionales del Servicio Penitenciario.

En esa instancia Navas insistió con el reclamo. Recordó que la Cámara Penal había ordenado que Pérez sea controlado por un médico "porque se encontraba salvajemente golpeado", y que no se hizo lugar al traslado al penal de Piñero. "Desde aquella fecha se encuentra en resguardo, pero no en resguardo físico. Se lo puso en un buzón sin contacto, sin condiciones respetuosas de sus derechos. Está inundado, no tiene lugar para higienizarse, acostarse o tener sus pertenencias. Está padeciendo una tortura aberrante en pleno siglo XXI", describió Navas, en medio de fuertes críticas al director del penal de Coronda y al SP. Y solicitó que se lo traslade a un pabellón común de Piñero.

Gritos desesperados

Pero la audiencia tuvo un pico de tensión inesperado cuando el juez le cedió la palabra al reo. "¿Sabe como se termina esto señor juez?", interrogó Pérez. "Venga usted a Coronda y vea como estoy, y se termina la mentira de estos que están acá. No me puedo afeitar, bañar, tengo una rata toda la noche. No me dejan hablar con mi familia", retumbaron los gritos y los puñetazos contra un escritorio.

Aunque el magistrado le llamó la atención, Pérez no paró de vociferar, incluso con un tono desafiante hacia Masneri y Pairola. "Estoy torturado psicológicamente, no puedo más, quiero que lo entienda, no quiero ir a Coronda, estoy harto, me voy a matar, no le crea a estos mentirosos", gritaba.

Desenfrenado y desafiante, Pérez giró la mirada y se dirigió a la fiscal Pairola: "Me tenés cansado con las cosas que inventás, mentirosa, hasta cuando me vas a acusar con mentiras", lanzó perturbado. "Ella habla y no sabe dónde estoy. Estoy cansado, me voy a matar".

Explicación oficial

La inquietante y grave conducta de Pérez fue controlada por el juez, aunque el clima en la sala quedó enrarecido, y los custodios antentos. Antes de su exposición Masneri dijo que el SP interpretó una orden judicial y aplicó un protocolo que tiene cinco años.

El detenido "se encuentra en resguardo por orden directa de la Cámara Penal más allá de los análisis de la defensa. En Santa Fe existe un protocolo con ese fin. Lo razonable es entender que la Cámara menciona esas palabras porque existe un protocolo que alude a esa situación. Podrían haber utilizado otras como regularmente se hace cuando no pretenden ser incluidos en el protocolo, diseñado en beneficio del imputado", replicó la funcionaria.

Además, recordó que en la audiencia de mayo, donde se abordó la apelación sobre el alojamiento, el SP no fue convocado. "No sabemos qué se denunció, si se abrió una investigación y el resultado".

Y sobre la situación puntual, recordó que el SP tiene un determinado funcionamiento. "Si hablamos del resguardo físico de una persona, alojada con entre 100 y 50 personas, que además los fines de semanas recibe visitas, es muy difícil pensar que el director sea responsable de esta situación."

Recordó que previo a la orden del resguardo, Pérez estaba en un pabellón común. "Si su defensa solicitó algo que derivó en esto, nosotros estamos exentos de la orden recibida. Podría reintegrarse a un pabellón común con régimen de alto perfil, lo evaluaremos. Pero nosotros no imponemos el resguardo", indicó Masneri, tras lo cual solicitó que se rechace el recurso interpuesto por la defensa.

Según la fiscal el SP "interpretó literalmente" la orden judicial y dispuso el resguardo. "Me cuesta entender que tenga esas condiciones con roedores, agua, y sin posibilidades de higienizarse", rebatió. Y solicitó que no se lo traslade. "Se evaluó la peligrosidad. Estuvo prófugo once meses, tuvimos que ir a Córdoba para detenerlo", recordó Pairola.

La decisión

El juez, finalmente, resolvió teniendo en cuenta que Pérez dijo que estaba en riesgo su vida y aclaró que las opciones eran celdas de Coronda o Piñero, penales preparados para tener presos peligrosos.

"La situación particular amerita que se trate el traslado a un pabellón para reos de alto perfil, siempre y cuando exista cupo. Se insta al SP a fin de que evalúe esa posibilidad para garantizar la seguridad de Pérez", resolvió Coria. Y dijo que si eso no fuera posible, se vea la posibilidad de ser llevado a un pabellón con medidas de seguridad, conste la voluntad del interno y se registre a los integrantes de ese pabellón.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario