Policiales

Un hallazgo singular tras una denuncia por violencia doméstica

Una mujer acusó a su pareja de maltrato. La policía fue a la casa y encontró 21 kilos de cafeína, sustancia usada para estirar cocaína.

Lunes 31 de Diciembre de 2012

La Dirección General de Prevención y Control de Adicciones (DGPCA) de la provincia realizó ayer un insólito procedimiento en un departamento del macrocentro rosarino donde se hallaron sustancias que se emplean para "alargue" o "corte" de la cocaína. Fuentes de la ex Drogas Peligrosas indicaron que se trata de una bolsa de arpillera que contenía 21 kilos de cafeína, entre otros químicos como la procaína. Lo extraño del operativo es que se originó en una denuncia por violencia familiar que una mujer radicó en la comisaría 6ª, cuyo personal halló luego la sustancia. Sin embargo, al cierre de esta edición no se había determinado la existencia de cocaína —tampoco la presencia de materiales de uso prohibido— en el lugar.

Fuentes de la DGPCA confirmaron que el procedimiento se realizó ayer pasadas las 20 en el séptimo piso de un edificio de Suipacha al 800. El vocero consultado añadió que hasta allí había llegado personal de la seccional 6ª para acompañar a Virginia C. a retirar sus pertenencias luego de que la mujer de 28 años denunciara a su pareja, Mauricio B., de 29, por malos tratos.

"Cuando el personal ingresó a la vivienda halló en la cocina una olla de aluminio con unos tres kilos de una sustancia pulvirulenta. También había una bolsa de arpillera con 21 kilos de cafeína y también se halló procaína", indicó un portavoz consultado, para aclarar que las pruebas de campo al cierre de esta edición no habían arrojado la presencia de cocaína.

"No se halló cocaína y las sustancias que había, que no son prohibidas, suelen usarse para alargar o cortar la cocaína, pero no son precursores químicos", indicó el portavoz policial, atemperando las versiones iniciales que hablaban del hallazgo de una cocina de cocaína en el departamento.

"Es algo muy llamativo", murmuró el vocero policial para indicar que ambos miembros de la pareja quedaron detenidos en la comisaría 6ª a disposición del juez federal Nº 3 Carlos Vera Barros. En principio no tienen antecedentes.

Nuevo. El procedimiento tuvo lugar en un departamento del séptimo piso del edificio de Suipacha 830. Es una construcción nueva de ocho pisos con cuatro departamentos en cada uno, excepto en el octavo donde hay dos. Al parecer, son monoambientes que en su mayoría estarían habitados por estudiantes universitarios que alquilan.

"¿En el séptimo? Siempre estaba el ascensor en ese piso?", coincidían vecinos entre el asombro y la confirmación de ciertas actividades un tanto extrañas en la rutina del edificio inaugurado en abril. "Siempre me pareció que venía mucha gente a ese piso. Y en horas de la madrugada en días de semana", contó un muchacho que pidió reservar su identidad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS