Policiales

Superti admitió que el sistema "fracasó" en el caso del chico degollado en barrio Ludueña

El ministro de Justicia y Derehos Humanos provincial reconoció que, aunque resulte difícil de explicar, “los casos que salen a la luz son los fracasos, pero hay muchos chicos que se recuperan”. El chico tiene 15 años y jurídicamente es inimputable. Además, Superit reveló que se crearon 610 cargos para el nuevo sistema penal.

Lunes 03 de Octubre de 2011

Héctor Superti, ministro de Justicia de Santa Fe, admitió que la provincia fracasó en el caso del chico de 15 años que asesinó a Leandro Zinni y fue detenido nuevamente por intentar robar una moto junto a su hermano de 17 años.

“Lo que ocurre en el caso de este niño es que como no llega a edad de 16 años la Justicia Penal no puede intervenir. Esto no quiere decir que el Estado no pueda intervenir, lo hace a través del área de Desarrollo Social que ha intervenido en este caso, montó un operativo que evidentemente no funcionó bien y este chico vuelve violando las reglas que se le aplicó al caer en una situación delictiva y ahora se están cambiando los operativos. Es un tema muy complejo”, dijo en diálogo con “Bien temprano” de Canal 5.

Sin embargo Superti destacó los esfuerzos que hace el gobierno: “Es dificil explicarle a la gente que los casos que salen a la luz son los fracasos, pero hay muchos chicos que se recuperan”.

Además el ministro de Justicia explicó que está en marcha el nuevo sistema y para eso se avanza en la conformación de la estructura administrativa. “En la Cámara de Diputados se aprobó la creación de 610 cargos que van a conformar el plantel de apoyo a las autoridades de la nueva Fiscalía, de la nueva Defensa y los nuevos Tribunales Penales”, contó.

“Están designadas las autoridades directivas, se están concursando los cargos operativos (fiscales, defensores ya djuntos) y faltaba el personal de apoyo. Los 610 cargos que son producto de un acuerdo, eran 800, después se consensuó en 610 y si las necesidades son reales se van a ampliar y además tenemos la expectativa que algunos empleados del sistema viejo pasen al nuevo”, dijo.

Detención. El suceso en que fue detenido Jonathan G. ocurrió a las 7 de la mañana de ayer en Castellanos al 600. A esa hora, de acuerdo a fuentes de la Agrupación Orden Público, fue interceptado en compañía de un grupo de chicos luego de cortar la linga de una moto y cuando se habían apoderado ya del rodado, en San Nicolás y Santa Fe. El hecho lo denunció al 911 el dueño de la moto, según fuentes policiales, que fue testigo presencial del hurto. Ninguno de los jóvenes estaba armado.

Entre los otros cuatro implicados hay dos chicas de 15 y 16 años, y dos varones de 17 años, uno de los cuales es el hermano de Jonathan también envuelto en el crimen de Zini. Este último fue llevado al Instituto de Rehabilitación del Adolescente Rosario (Irar) por orden del juzgado de Menores Nº 4 a cargo de Dolores Aguirre Guarrochena.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario